España registra en 5 años el mayor incremento de donación desde 1989

Las cifras actuales se sitúan en 48 donantes por cada millón de habitantes

operacion
Operación | Foto: Archivo GD
E.P.
0

España ha registrado en los últimos cinco años el mayor incremento en donación desde 1989, registrando en 2018 una tasa de 48 donantes por cada millón de habitantes, con un total de 2.243, según el último balance de actividad en 2018 de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), presentado por la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, y la directora general de la ONT, Beatriz Domínguez-Gil.

Así, mientras que en el año 2013 se registró una tasa de 35,1 donantes por millón de habitantes, en 2014 aumentó a los 36, en 2015 a los 39,7, en 2016 a los 43,4, en 2017 a los 46,9 y en 2018 a los 48, representando un crecimiento del 37 por ciento. En este sentido, uno de cada tres donantes ya son en donación en asistolia (28%).

Por comunidades autónomas, Cantabria es la región donde más órganos se han donado (86,2), seguida de La Rioja (80,6), Asturias (66,7), Extremadura (64,5), País Vasco (64,4) y Navarra (64,1). El perfil del donante, según ha informado Domínguez-Gil, es de una persona mayor de 60 años (57%).

“Hay varias explicaciones a estas diferencias, como la demográfica, porque está más envejecida la población en la cornisa Cantábrica.Pero, además, no en todas las comunidades hay el mismo nivel de organización, pero todas tienen unos datos que ya querían para sí los alemanes”, ha dicho la directora general de la ONT.

Y es que, en relación con el resto del países, España sigue siendo líder en número de donantes, dado que en Estados Unidos la tasa se sitúa en 31,7, Francia con 29,7, Irlanda con 20,8, Reino Unido con 22,5, Italia con 28,9 y Alemania con 9,7. La media de la Unión Europea se sitúa en los 22,3 donantes por millón de habitantes.

La tasa actual de trasplantes es 114 por millón de habitantes, la “más alta del mundo”. En total, se han realizado 3.310 trasplantes renales, 1.230 hepáticos, 369 de pulmón, 321 cardiacos, 82 de páncreas y 6 de intestino. La lista de espera se ha reducido para todos los órganos, excepto para corazón e intestino, pasando de un total de 4.891 a 31 de diciembre de 2017 a 4.804 en la misma fecha en 2018, de los cuales 88 fueron niños. En cuanto al trasplante hepático, ha habido una “importante reducción” de lista de espera (-19%).

“Diferencia abismal con otros países, por lo que la capacidad de mejora es muy limitada y esperamos también que con la prevención de enfermedades también disminuya la demanda en los próximos años”, ha dicho Carcedo, si bien ha recordado que algunos de los objetivos futuros es la puesta en marcha del Plan Estratégico 50-22 y superar los 5.500 trasplantes en el año 2020, meta en la que España “ya está muy cerca”.



Se el primero en comentar

Deja un comentario