En el Covirán Granada lo tienen claro: “Si a la Liga le quitas el público, la LEB Oro se hace invisible”

Joan Pardina, Alejandro Bortolussi y Arturo Ruiz pasaron por los #DirectosEnRedGD este martes y analizaron la actualidad del Covirán Granada

FOTO DIRECTO ACTUALIDAD FUNDACION CB GRANADA GD
Arturo Ruiz, Joan Pardina y Alejandro Bortolussi, invitados este martes en #DirectosEnRedGD | Edición de vídeo: Daniel Bayona
AvatarManuel Ruiz Pérez
0

Este martes, en #DirectosEnRedGD nos hemos ‘metido’ en el Palacio de Deportes de Granada para charlar con dos de los jugadores del Fundación CB Granada, Joan Pardina y Alejandro Bortolussi, y con Arturo Ruiz, preparador físico y entrenador ayudante de Pablo Pin, quien iba a participar igualmente en la charla, pero no ha podido al haber sido padre recientemente.

Para comenzar y remontándonos a esa semana de marzo en la que todo comenzó a desencadenarse hasta situarse en el punto que hoy conocemos, los tres consideran que fue una “decisión difícil” y que llegó todo “muy rápido y muy precipitado”. En un primer momento, la Federación propuso suspender dos jornadas y retomar sin público, pero las circunstancias, lógicamente, lo impidieron. Para el Covirán Granada, lo peor fue “la incertidumbre de estar entrenando, al día siguiente en casa y no saber si se iba a volver o no”.

En lo que al cuerpo técnico respecta, Arturo Ruiz confesó que “conforme pasaron los días y el virus fue avanzando, ya no éramos tan optimistas, a pesar de haber planificado la semana como habitualmente hacíamos”.

Finalmente, la Federación optó por la suspensión definitiva de la Liga regular y sólo disputar los ascensos de categoría, algo que entienden que fue “lo más responsable, ya que hay que premiar a los que estaban haciendo buena temporada hasta ese momento”. “No hay discusión en que Valladolid y San Sebastián (Delteco Guipuzkoa) han sido los mejores”, añadía Pardina.

El Covirán Granada, por su parte, estaba completando una temporada irregular en la que no terminaba de alcanzar el nivel de la anterior. Pese a todo, el equipo llegó al parón en marzo fuera del descenso: “Creo que hubiéramos acabado la temporada con buenas sensaciones porque habíamos cogido una buena dinámica de trabajo”, aclaraba Arturo Ruiz.

Eso sí, aunque la competición se detuviese, el entrenamiento continuaba en casa. El preparador físico explicó cómo dispuso un trabajo por grupos tres veces en semana que también “servía para hacer más ameno el confinamiento” y, además, dio unas “pautas individuales a cada jugador para trabajar por su cuenta”. Asegura que todo su plan “ha tenido bastante aceptación y ha servido también como vía de escape en unos momentos difíciles”.

Bortolussi se mostró satisfecho del trabajo realizado “con poco espacio, pocos materiales y recuperando las lesiones acarreadas de la temporada para tratar de volver en la mejor forma física”. En ese mismo sentido se expresaba Pardina, añadiendo que era un momento que aprovechaban para socializar entre compañeros.

Próxima temporada

De cara al próximo curso, “ni la propia Federación ni los clubes saben exactamente qué va a pasar; se baraja empezar más tarde, pero habrá que ver cómo va avanzando el virus”, subrayó el alero catalán, quien se mostró poco entusiasmado con la idea de jugar sin público: “Esta categoría necesita más visibilidad y, si además de no emitir la mayoría de partidos le quitas el público, la LEB Oro se que da invisible; y es una pena porque es una Liga competitiva donde hay calidad y no tiene sentido jugarla ‘para nadie’”.

Bortolussi coincide con su compañero y estima que los partidos debieran verse “en alguna plataforma abierta”, añadiendo incluso que sus padres desde Argentina no pueden verlo jugar porque la aplicación donde actualmente se retransmiten algunos partidos “está restringida a España”.

Sea como fuere, el público del Palacio de Deportes podrá seguir disfrutando tanto del ‘7’ como del ‘17’ de un Covirán Granada del que se ha despedido su pívot Sergio Olmos, algo que desde el vestuario consideran “una pena” y a quien van a echar “mucho de menos por todo lo que aporta como jugador y como persona”. “Nos alegramos por él por su nueva transición hacia un nuevo trabajo, pero es una pena tener que acabar en un año como este en el que jugó su último partido sin saber que iba a serlo”, concluía Pardina.





Se el primero en comentar

Deja un comentario