Los Colegios andaluces de Psicología critican la escasa presencia de su disciplina en la nueva Ley de Servicios Sociales

Los dos Colegios Oficiales de Psicología de Andalucía Oriental y Occidental han realizado un manifiesto en defensa de la Psicología de la Intervención Social

unnamed (5)
Inauguración en Granada de la Jornada ‘Psicología de la Intervención Social | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

Los Colegios Oficiales de Psicología de Andalucía Oriental (Copao) y Occidental (Cop-ao) han realizado de manera conjunta un manifiesto en defensa de la Psicología de la Intervención Social en la comunidad autónoma y para exigir que las políticas sociales lleven como prioridad el desarrollo humano, incluyendo la perspectiva de esta profesión, tal como detallan ambos colegios en el primer punto del documento consensuado.

El manifiesto surge del transcurso de unas jornadas sobre este ámbito celebradas en Granada y Sevilla y en las que los profesionales en esta materia han querido reflejar el compromiso real de ambos colegios en la defensa de este colectivo y de su diversidad de perfiles profesionales, además de potenciar la visibilidad y puesta en valor de los profesionales para garantizar los derechos de las personas con las que intervienen en una atención integral interdisciplinar por el bienestar de la ciudadanía.

“A la Psicología andaluza nos preocupa seriamente el desarrollo normativo que está teniendo la Ley de Servicios Sociales en nuestra comunidad autónoma, donde no ha tenido cabida ninguna de las aportaciones realizadas desde la profesión a través de los dos Colegios Oficiales existentes en Andalucía, que reúnen a más de 10.000 psicólogos y psicólogas, a pesar de que nuestra profesión forma parte de la historia de la construcción de los Servicios Sociales en Andalucía” ha destacado el decano del Colegio Oficial de Psicología de Andalucía Occidental, José Tenorio . “Nos alarma el nuevo Catálogo de Prestaciones y Servicios, donde seguimos reivindicando el apoyo psicológico a personas y familias como una prestación garantizada por parte del Equipo Básico de Servicios Sociales Comunitario», ha manifestado Tenorio, quien además ha expresado la preocupación colectiva por el «escaso soporte presupuestario para dotar de nuevos profesionales de la Psicología».

Por su parte, el decano del Colegio Oficial de Psicología de Andalucía Oriental, Manuel Mariano Vera, ha subrayado el papel fundamental de la psicología en el equipo básico de servicios sociales comunitarios. El decano también ha incidido en que cada disciplina tiene su idiosincrasia y se debe atender a la multidisciplinariedad. En sus palabras, el trabajo social, la educación social y la psicología son tres pilares básicos que, con sus identidades independientes, deben complementarse. «Los colegios de psicología de Andalucía estamos unidos y seguiremos reivindicando esta ley para que nuestra profesión se sitúe en el lugar que le pertenece», ha recalcado Vera.

Ambas jornadas se han desarrollado en un momento crucial para la Psicología de la Intervención Social en Andalucía, en pleno desarrollo normativo de la Ley de Servicios Sociales de Andalucía. Se trata de uno de los campos de la Psicología con mayor número de profesionales en activo, siendo el colectivo más numeroso en el ámbito del ejercicio no privado de la profesión. El inherente carácter prosocial de este campo profesional le convierte en importante activo de reducción de las desigualdades y exclusión social, habida cuenta de la diversidad de sus roles y funciones, como familia, infancia y adolescencia, mayores, diversidad funcional, igualdad y violencia de género, inserción socio-laboral, diversidad y orientación sexual, inmigración o adicciones.

Inauguración en Sevilla de las Jornadas ‘Psicología de la Intervención Social’ | Foto: Gabinete

Nueva Ley de Servicios Sociales de Andalucía 
En el segundo punto del manifiesto, el más amplio, los dos Colegios Oficiales de Psicología de Andalucía han mostrado la preocupación por el desarrollo normativo que está teniendo la Ley de Servicios Sociales de Andalucía y por la dirección que puedan tomar los destinos del Sistema Público de Servicios Sociales. Es por ello que ambos colegios profesionales han solicitado que se atiendan las alegaciones y sugerencias presentadas a los distintos textos normativos, ademas de pedir colaboración en los grupos de trabajo que actualmente están elaborando el desarrollo normativo de la Ley.

Sobre el Catálogo de Prestaciones y Servicios, han presentado múltiples alegaciones referidas al ‘apoyo psicológico’ como prestación garantizada del equipo básico. También han requerido la existencia de partidas presupuestarias para dotar de nuevos profesionales de la Psicología de la Intervención Social para la adecuación, mejora y creación de nuevos Centros de Servicios Sociales en Andalucía. Por ello, han propuesto abandonar las políticas de refuerzos continuos que conllevan «profesionales distintos y tareas inconclusas», y potenciar una financiación pública con dotación presupuestaria suficiente y sostenible, que garantice el acceso a las prestaciones del sistema con igualdad y responda con los profesionales suficientes para garantizar las mismas. Para concluir este punto, han exigido un diseño de los puestos de trabajo atendiendo a las competencias profesionales y una ratio adecuada para educadores sociales y psicólogos.

En el resto de consideraciones incluidas en el manifiesto figuran, entre otras, la importancia de generar formas y estructuras de comunicación con entidades privadas y ONGDs;  reforzar la coordinación con las Universidades, reconociendo el valor de la dimensión aplicada que ofrecen los profesionales, ya que la Psicología de la Intervención Social incluye los ejes de investigación, especialmente la aplicada, y de evaluación de programas; y la preocupación por la falta de visibilidad de la Psicología de la Intervención Social, sus competencias, tareas y ámbitos de actuación.



Se el primero en comentar

Deja un comentario