Un programa para tratar secuelas asociadas a traumas en la infancia

'Caminando hacia adelante' es el nombre del proyecto firmado por el Ayuntamiento y la Asociación Aldaima para proteger la salud mental infantil

convenioapoyomenores1
GabineteGabinete
0

El Ayuntamiento de Granada y la asociación andaluza de apoyo a la infancia, Aldaima, han firmado un convenio de colaboración para impulsar el Programa ‘Caminando hacia adelante’. Con ello, pretenden que el desarrollo socio-emocional en niños, niñas y adolescentes que han sufrido experiencias traumáticas en su contexto familiar sea el adecuado. Esto se consigue fortaleciendo aquellas capacidades que les permitan integrarse socialmente y ayudarles a evitar la repetición de estos patrones en el futuro.

Ofrecen tratamiento a menores granadinos de 5 a 16 años que han vivido situaciones de este tipo y se encuentren en alguna de estos colectivos: que sean menores en acogimiento en su familia extensa o en familia ajena, residentes en centros de protección menores, usuarios de los Servicios Sociales Municipales o que reciben intervención de los Equipos de Tratamiento Familiar, hijos e hijas de mujeres usuarias de los Servicios de atención a víctimas de violencia de género, menores que reciben tratamiento en la Unidad de Salud Mental Infanto-Juvenil, residentes en Escuela-Hogar, usuarios de asociaciones u otros organismos que atienden a colectivos de niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad. También pretenden orientar a sus familias para tratar las secuelas posteriores, complementando la labor de los servicios sociales. Los profesionales al cargo son psicoterapeutas con amplia experiencia de trabajo en el ámbito de infancia y familia.

Según han explicado “a través de distintas actividades y sesiones individuales y grupales, se pretende incidir en objetivos que favorezcan la salud mental de los participantes, mejoren su autoestima, aumenten su autoconocimiento, aprendan a reconocer y gestionar sus emociones y afiancen vínculos familiares, entre otros objetivos”.
El programa se impulsa de forma coordinada entre el Consistorio granadino y Aldaima. De este modo, los servicios sociales municipales se encargan de detectar los casos, valorar derivarlos al programa, informar a las familias y coordinarse con los profesionales, mientras que la asociación se ocupa de proporcionar la atención terapéutica especializada.
El concejal José Antonio Huertas ha destacado que el programa se centra en la formación en `Crianza Terapéutica’ basada en la aceptación y el compromiso como una nueva mirada a la protección de la infancia, la cual pretende “capacitar al colectivo para que reconozcan el daño psicosocial asociado a estas vivencias tempranas y puedan desarrollar intervenciones reparadoras de las secuelas asociadas al trauma”.

La presidenta de Aldaima, Karima El Harchi Biro, ha agradecido al Ayuntamiento su colaboración en “un proyecto pensado para tratar situaciones de violencia o graves dificultades en el entorno familiar” y para ofrecer formación a padres y madres dándole un enfoque novedoso que ha demostrado ser eficaz, tanto en clínica en el ámbito infantil como del colectivo en general. También ha recordado que a partir del mes de septiembre y, para dar continuidad al proyecto, la asociación andaluza de Adopción y Acogimiento, AFAM iniciará un grupo de autoapoyo integrado por familias adoptivas y acogedoras, que ofrecerá un espacio de reflexión y puesta en común de temas de interés para los participantes.

El convenio, que cuenta con una subvención de la fundación La Caixa, estará vigente hasta diciembre de este año.





Se el primero en comentar

Deja un comentario