Amparanoia cierra su ‘No me olvides Tour 2019’ y lo cuenta en GranadaDigital

La cita es el 25 de octubre en la sala Aliatar y la jiennense, que comenzó su carrera musical en Granada, estará arropada por numerosos artistas invitados

ENTREVISTA AMPARO SANCHEZ AMPARANOIA - Dani B
Amparo Sánchez, tocando en la redacción de GranadaDigital | Fotos y vídeo: Dani Bayona
Guillermo OrtegaGuillermo Ortega
0

Amparo Sánchez es bastante más que el alma máter de Amparanoia, es una mujer incansable que batalla en todos los frentes y se mete en un charco nada más verlo desde lejos. Ahora está cerrando gira (como Amparanoia, no como Amparo Sánchez, que también podría ser) y en Granada, la tierra donde dio sus primeros pasos musicales, le pondrá el lazo el próximo día 25, en la sala Aliatar, al No me olvides Tour 2019, que la ha llevado a lo largo de este año a más de cuarenta escenarios de España y Europa. Simpática, locuaz y profesional, cuenta todo eso y más en la entrevista que ha concedido a GranadaDigital. Tras la charla, tocó y cantó en la redacción su tema La primavera. Un placer conversar con ella.

Pregunta: ¿Cómo ha funcionado la gira que ahora cierra en Madrid y Granada?

Respuesta: Francamente bien. Han sido más de cuarenta conciertos, en España y en bastantes puntos de Europa. En realidad ha sido una especie de continuación de la gira que emprendí hace dos años, cuando se cumplieron veinte del lanzamiento de nuestro primer disco, El poder de Machín. Llegó un momento que paramos pero pensamos que se podía hacer otra cosa y nos pusimos a ello. La respuesta del público ha sido muy buena, increíble. En esta gira he tocado en Andalucía más que en mucho tiempo y me encanta cerrar en Granada. Mucha gente me dice: ¡Ay, que no vienes casi nunca a tocar por aquí! Pues bueno, estuve este verano en el Picón Rock, en Jérez del Marquesado, y ahora vuelvo encantada de cerrar la gira en el sur. Y además un viernes, que se puede mover mucho más la gente.

P: No sé si compartirá esta opinión: con el paso de los años, digamos que veinte es un buen margen, algunos discos demuestran que no han pasado la prueba del tiempo, otros sí que la han superado y luego están los que se convierten en clásicos. ¿El poder de Machín está en ese último grupo?

R: A ese disco le tengo mucho cariño. Puede que ése y Somos viento sean los que más seguidores tienen. Es evidente que a la gente le gustó mucho, tuvo una gran repercusión y me siguen pidiendo sus canciones en directo. Hay temas que se han convertido en clásicos aunque no tuvieron apenas promoción, como Que te den. Sigue funcionando muy bien. Ahora que tengo sello discográfico propio, Mamita Records, voy a aprovechar para sacar El poder de Machín en formato vinilo, que es algo que pude hacer en su momento y me hace mucha ilusión.

P: Por cierto, podría pedir derechos de autor por ese Buen rollito. Se hizo tan popular que aún se mantiene en nuestro vocabulario.

R: (Ríe) Buen rollito, buena onda… Son expresiones populares, tampoco las he inventado, están ahí. Pero es una satisfacción que eso haya calado, claro que sí.

P: Su música siempre ha sido, por describirla de alguna manera, transfronteriza. ¿Cómo lleva el ultranacionalismo, las ocurrencias de Donald Trump y esas historias?

R: Muy mal, por supuesto. Veo lo que ocurre con Trump o con Bolsonaro en Brasil, que antepone sus intereses a la protección del medio ambiente, y entiendo que es muy negativo, claro. Ocurre ahí y en todas partes, en realidad; también en Europa. Parece que nos olvidamos de lo que ocurrió en el pasado. Sin embargo, a la vez, también observo que hay muchos movimientos en el sentido contrario, organizaciones que luchan por la supervivencia del planeta, gente que se está moviendo en un montón de campos… Por desgracia se habla más de los desmanes de los dirigentes, pero hay gente ahí, como Open Arms, que están haciendo una gran labor.

La artista, en un momento de la charla con GranadaDigital.

P: En Granada va a tocar con bastantes músicos invitados. ¿Qué nos cuenta de ellos?

R: Voy a estar muy bien acompañada. Tendremos como invitado a Arco, que viene de Málaga; a Antonio Lizano, que llega desde Cádiz; a Juan Pinilla, que le va a dar el toque flamenco y magnífico al mestizaje, a ver qué sale de ahí; y a Toni Eskorzo,  compañero desde hace muchos años y al que ya lo conocemos. Igual hay alguna sorpresa más y desde luego lo vamos a pasar bomba.

P: El mundo de la música se basa en las influencias que van y vienen. A usted le influyeron determinados artistas cuando empezó, luego ha influido en otros… ¿Sigue abierta a lo que ocurre por ahí, está al día y trata de aprender de lo nuevo que sale?

R: Sí, por supuesto. Siguen saliendo artistas muy interesantes en todos los estilos y no me cierro a ninguno. He hecho colaboraciones en el campo del rap y también oigo cosas de reggaeton, que es un mundo más amplio y con más historia del que algunos piensan y que va más allá de unas letras machistas que deploro. En cuanto al trap, para mí es el nuevo punk en el sentido del ‘hazlo tú mismo’ que imperó también entonces, cuando surgió. Lo hacen chicos en su casa, con un par de máquinas, algo para transformarles la voz y poco más, y luego hay gente en ese campo que llena grandes recintos, como Yung Beef o Ayax y Prok, que son de Granada. Al igual que con el punk, no sé cómo lo hacen, supongo que antes era el boca-oreja y ahora es internet, pero tienen unos canales increíbles para hacer llegar su música.

P: ¿Seguirá colaborando con Calexico y otras bandas internacionales?

R: Sí, ahora ellos están de gira con Iron & Wine, que son amigos y con los que también he cantado, y tengo previsto hacer algo con componentes de su grupo. También con Jairo, el líder de Depedro, que tocará conmigo en el penúltimo concierto de mi tour, en Madrid.

P: Ahora se ha metido a empresaria discográfica con Mamita Records, ha pasado al otro lado del espejo. ¿Qué tal allí?

R: Montar ahora una discográfica puede parecer una empresa bastante ruinosa, todo el mundo me dice que cómo se me ocurre, ahora que no se venden discos (ríe). Puede, pero hay que seguir apostando por la música, no sólo se trata de vender, sino de que haya un movimiento cultural. El disco es un formato que te permite seguir tocando, viajando, compartiendo… Más que el objetivo de vender, es el de editar mis propios trabajos, producir a otra gente y ser una plataforma independiente y autogestionada con mucha libertad.

P: Es un sello que le va a permitir dar cabida a otros proyectos, que no le faltan.

R: Así es. Ahora celebramos los dos años de Mamita y en el concierto de Granada se presenta también Tormenta herida, el álbum de debú de Yonse para Mamita; estarán Queenky Potras, que es mi colaboración con Marinah de Ojos de Brujo y Suzanna, y se proyectará Hermanas, un álbum visual que he hecho con la poeta brasileña María Rezende. Esto es un final de gira, pero también un punto y seguido.

 

 

 

R



Se el primero en comentar

Deja un comentario