A culminar una década prodigiosa para el Granada CF

El resultado del partido en San Mamés permite a toda la provincia soñar a lo grande

Granada CF-Alcorcón_55.jpg
Once del Granada CF el día del ascenso en Alcorcón | Foto: Archivo GD
Avatar for Juan Prieto
0

El resultado del partido en San Mamés permite al Granada CF soñar a lo grande. El encuentro de vuelta del próximo 5 de marzo es una excelente oportunidad para culminar una década prodigiosa. La perspectiva del tiempo es la que dará la verdadera dimensión de lo que el actual Granada está logrando. Y no solo en esta magnífica temporada, sino en la última década.

Estamos inmersos en la segunda mejor racha de resultados deportivos del club en sus casi 89 de existencia. Y aún se puede mejorar. Para que se pueda visualizar mejor la trayectoria, comparen datos. De los últimos 20 años, el Granada estuvo 6 temporadas en Segunda B y 4 en Tercera División en los 10 primeros. En los 10 siguientes -los que estamos disfrutando desde lo de Alcorcón- los rojiblancos suman 7 campañas en Primera División y 3 en Segunda A. Y, ahora, como colofón, unas semifinales de Copa del Rey. Eso, un sueño, impensable para muchos no hace tanto.

Durante este tiempo ha habido bastantes sinsabores, pero también muchos momentos memorables, como los ascensos en Alcorcón, Elche y Mallorca; las complicadas permanencias ante el Rayo o el Valladolid en los últimos instantes de la competición; aquellas remontadas desde abajo en la clasificación de la Liga con Sandoval y José González; los dos triunfos ante el Barcelona en Los Cármenes o la victoria ante el Real Madrid, con el gol de Cristiano en propia puerta. Y, recientemente, el vibrante encuentro ante el Valencia y el pase a semifinales de la Copa. El pase a la final el próximo 5 de marzo ante el Athletic, en lo que será una increíble caldera el Nuevo Los Cármenes, sería ya una alegría indescriptible.

Se está escribiendo la historia día a día. Somos afortunados testigos. Y pasará. Todo pasa. Pero todo queda también. Los buenos recuerdos y los mágicos momentos que perduran en las retinas de los aficionados pervivirán para siempre. Que luego en las épocas de miseria siempre se evocan los buenos tiempos. Servirán para que, por fin, todos los que no vivieron aquellos míticos y añorados años 70 puedan emular a sus mayores, rememorar gestas y recitar de memoria alineaciones. Entre las leyendas rojiblancas ya no estarán solo Ñito, Aguirre Suárez, Fernández, Porta o Vicente, para hablar de los mejores jugadores de la historia del club, sino que, a lo largo de la última década, se han ido sumando nombres como Brahimi, Siqueira, Rochina, El Arabi o Soldado, entre otros muchos, que para gustos no hay nada escrito. E, incluso, se entablarán fervorosos debates sobre si eran mejores Roberto o Rui Silva, Mainz o Germán, Martins o Montoro, etc. Y también al pedestal en el que están Joseíto o Marcel Domingo se subirá un Diego Martínez que, por méritos propios, ya es otro dios en el Olimpo rojiblanco, principal artífice de los éxitos de este ‘equipo de autor’.

Son buenos tiempos para la lírica. Inspirarse es fácil ante la posibilidad de un éxito de estas proporciones. La dinámica positiva ayuda. La ilusión de toda una provincia reconciliada desde hace años con su equipo; de unos niños que, ahora sí, lucen con orgullo la camiseta de su equipo; de unos jóvenes que jamás vieron a tal nivel a los suyos; de unos adultos que aún no se creen este salto del barro al infinito; de unos mayores que se sienten complacidos de que todo haya vuelto a su sitio; y de muchos en el cielo que sonríen con complicidad, que también algo estarán influyendo ellos. Toca remontada. Y culminar a lo grande esta década prodigiosa.





Se el primero en comentar

Deja un comentario