Sábado, 21 enero, 2017

UNICEF denuncia que 3,6 millones de niños corren serio riesgo de morir en Irak

Según la agencia, la tercera parte de los menores iraquíes necesitan ayuda humanitaria

Foto: archivo
E.P.


image_print

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha denunciado que unos 3,6 millones de niños en Irak, 1,3 millones más que en 2014, corren un serio riesgo de morir o de convertirse en víctimas de todo tipo de violencia.

Según un informe publicado por la agencia de la ONU, 4,7 millones de niños, la tercera parte de todos los menores iraquíes, necesitan ayuda humanitaria, especialmente en ciudades como Mosul y Faluya, donde las familias se enfrentan a duras condiciones de vida debido a las consecuencias de las últimas operaciones militares realizadas en la zona para expulsar al grupo terrorista Estado Islámico.

“Los niños en Irak están en las líneas de fuego y son un constante e incesante blanco de los ataques”, ha declarado el representante de UNICEF en Irak, Peter Hawkins. “Llamamos a todas las partes a la moderación y a respetar y proteger a los niños. Debemos ayudarlos para que se recuperen de los horrores de la guerra, así como contribuir para propiciar un Irak más pacífico y próspero”, ha añadido Hawkins.

El informe documenta la escalada y la complejidad de la crisis humanitaria en un país abatido por casi cuatro décadas de conflicto, inseguridad y negligencias donde, según ha denunciado la agencia, el impacto sobre los niños empeora cada día.

NIÑOS SECUESTRADOS

Un total de 1.496 niños han sido secuestrados en el país en los últimos dos años y medio, unos 50 niños al mes, y muchos de ellos han sido forzados a luchar, según datos de UNICEF.

“El rapto de niños de sus casas, de sus escuelas y de sus calles es horrible”, ha aseverado Hawkins, que ha añadido que “estos niños están siendo arrancados de sus hogares para ser sometidos al abuso y la explotación”.

Según UNICEF, casi el 10 por ciento de los menores en el país, más de un millón y medio, se ha visto forzado a huir de sus hogares en varias ocasiones por culpa de la violencia, y aproximadamente una de cada cinco escuelas no pueden utilizarse, lo que deja fuera de la escolarización a casi 3,5 millones de niños.

UNICEF INSTA A PONER EN MARCHA UNA ACCIÓN INMEDIATA

Para hacer llegar ayuda a los niños iraquíes, UNICEF, junto a otras organizaciones, ha implantado varios programas de apoyo psicológico, provisión de agua limpia, vacunación contra la polio y apoyo para favorecer el acceso a la escuela, de los que se han beneficiado millones de niños hasta la fecha.

La agencia ha instado a poner en marcha una acción inmediata para poner fin al asesinato, la mutilación, el secuestro, la tortura, la violencia sexual y el reclutamiento de niños en aras de proteger sus derechos.

UNICEF ha resaltado la importancia de detener los ataques a colegios, instalaciones y personal médico, así como proporcionar acceso humanitario incondicional y sin trabas para los menores, especialmente en áreas donde el conflicto está presente.

Además, la agencia ha añadido que es indispensable proveer de programas psicológicos y recreativos a los niños, medidas para las cuales es necesario aumentar los fondos. UNICEF necesita 100 millones de dólares para responder a las necesidades de los niños iraquíes durante este año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *