Miércoles, 18 enero, 2017

Una iniciativa granadina quiere crear un programa de casas de acogida accesibles para refugiados

El proyecto la Ciudad Accesible, reconocido a nivel internacional, lleva desde 2009 trabajando por la inclusión de las personas discapacitadas en todos los ámbitos de la vida granadina | Ante crisis humanitarias como el terremoto de Haití o el de Nepal, ya pusieron en marcha una serie de medidas a las que ahora se suma su intención de crear una red de acogida para refugiados discapacitados europeos

Archivo


image_print

La crisis humanitaria que viven miles de personas refugiadas, que ahora recalan en tierras europeas, está teniendo una tibia y tardía respuesta por parte de las administraciones de la Unión Europea. Mientras desde Bruselas se debate una ‘cuota’ de refugiados obligatoria para los diferentes miembros, decenas, tal vez centenares de asociaciones y organizaciones no gubernamentales de todo el continente se han puesto a trabajar para dar respuesta a la peor crisis migratoria en Europa desde el inicio de la Segunda Guerra Mundial. Y Granada no es ajena a esta encrucijada, como se afanan en demostrar asociaciones como Sí Podemos, conocida en la ciudad por promover la llamada Ciudad Accesible y que ahora pretende crear una red de casas de acogida accesibles para ‘rescatar’ a los refugiados con discapacidad. Lo explica a Granada Digital el responsable de la iniciativa y presidente de la Ciudad Accesible, Antonio Tejada, para quien esta problemática dentro de la ya de por sí complicada situación de los refugiados, es desconocida para la mayoría de la opinión pública.

ciudad accesible

Miembros y colaboradores de la Ciudad Accesible

Para Tejada, “el tejido asociativo de personas con discapacidad debe movilizarse cuanto antes en el apoyo y acogida a los refugiados con discapacidad que huyen de las diferentes guerras que están provocando un éxodo masivo”. La petición, que ha traspasado las barreras de Granada para convertirse en un movimiento a nivel nacional, se enmarca dentro del programa ‘Accesibilidad urgente en catástrofes’, una idea que parte de la Ciudad Accesible tras el terremoto de Haití y que ha tenido su test más reciente con el terremoto de Nepal. “Fuimos descubriendo la problemática que se une a este tipo de catástrofes cuando entra en juego la variable de la discapacidad”, explica Tejada, quien adelanta que el proyecto de ayuda a los afectados por esas dos catástrofes naturales todavía está en desarrollo: “nos veremos en octubre para valorar los primeros meses”, comenta Tejada, quien ha contado con la ayuda de Mariela Fernández-Bermejo, Lukas Desconzi y el fotoperiodista Omar Havana y la periodista Juliette Rousselot.

SOLIDARIDAD ONLINE ANTE CRISIS HUMANITARIAS

Desde la Ciudad Accesible se ha facilitado un correo electrónico – DiginidadRefugiadoDiscapacidad@gmail.compara atender a todas aquellas personas que se quieran sumar a esta iniciativa de crear un banco o directorio de “casas de acogida accesibles” por toda España e incluso en el resto Europa, “para satisfacer y adaptarse todo lo posible a las necesidades básicas y específicas que presenten los refugiados según su tipo de discapacidad, o bien colaborar de alguna otra manera con los refugiados con discapacidad que huyen de guerras como la de Siria o Afganistán”, explica Tejada.

También se utilizará el hashtag en Twitter #CasaDeAcogidaAccesible para vertebrar esta iniciativa así como para contribuir a generar un banco de productos de apoyo para estos refugiados con discapacidad y poner a su disposición sillas de ruedas, andadores, muletas, prótesis, etc. “Aunque en las imágenes que han salido últimamente por televisión no se ven aún muchos refugiados sirios con discapacidad, con enfermedades crónicas, con lesiones o pertenecientes a la cuarta edad, es importante actuar en los campos de refugiados como los de ACNUR en la frontera siria y en zonas limítrofes, no olvidando a este importante grupo de refugiados que son más vulnerables que el resto y presentan, entre otros, problemas de movilidad para comenzar un éxodo de manera autónoma, incluso hasta tienen dificultades para huir de la propia guerra y llegar a unos de estos campamentos de refugiados para estar a salvo y más seguros”, afirma Antonio Tejada.

Según el ‘Informe Mundial sobre Discapacidad’, se estima que un 22% de los refugiados tiene discapacidad y el 6% discapacidad severa. Sin embargo, los refugiados con discapacidad siguen siendo invisibles y olvidados en sus propias comunidades locales y también para la comunidad internacional. Tejada destaca además las diferentes y numerosas discriminaciones que sufren los refugiados con discapacidad en la actualidad, “ya que son especialmente vulnerables al abuso físico, sexual y emocional. La falta de acceso a los servicios, ayudas y demás, los hace aún más vulnerables si cabe”.

De esta manera, Tejada afirma que va a iniciar una reforma en una vivienda de su propiedad que posee en el pueblo que lo vio nacer, “para ponerla a disposición de una de estas familias de refugiados que tengan uno o más de sus miembros con alguna discapacidad y puedan adaptarse a sus necesidades”. “Es importante ser solidarios y generosos, y más una sociedad y un país como el nuestro que no hace tanto también fuimos refugiados y exiliados políticos. No olvidemos que este acogimiento es temporal pero sumamente importante en los primeros momentos para dar respuesta a la situación que se ha generado por la barbarie en sus países de origen”.

Antonio Tejada pide además al Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) así como a la ONCE y a la Fundación ONCE, “que hagan algo al respecto ya que son organizaciones que pueden contribuir a mejorar la calidad de vida de estos refugiados con discapacidad y poder garantizarles una igualdad de oportunidades”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *