Sábado, 22 Septiembre, 2018

            

Un libro reivindica la cultura y la memoria histórica de Granada entre 1960 y 1978

“De la rebelión al abrazo” es el fruto de las primeras jornadas sobre Cultura y Memoria Histórica organizadas por la institución el pasado mes de abril

Presentación del libro “De la rebelión al abrazo” | Foto: Gabinete/J.GROSSO/ DIPGRA
Gabinete


image_print

Las primeras jornadas de Cultura y Memoria Histórica (1960-1978), organizadas por la Diputación de Granada en abril de 2016, reunieron en el Palacio de los Condes de Gabia a docenas de investigadores, historiadores y periodistas. Durante un mes la institución provincial quiso rendir un homenaje a aquellas personas que padecieron la represión por tener opiniones, creencias o gustos diferentes a los impuestos por el régimen. El libro presentado hoy recoge las ponencias y comunicaciones de las mesas redondas celebradas entonces y algunos artículos inéditos más. Una “crónica rigurosa” de los últimos años de la dictadura y los difíciles comienzos de la democracia en España, Andalucía y muy en particular, en la provincia de Granada.

La diputada provincial de Cultura y Memoria Histórica y Democrática, Fátima Gómez, ha destacado en la presentación que “con este proyecto cultural no se pretendía abrir heridas, sino intentar cerrarlas de forma natural con el cicatrizante de la cultura y las herramientas que esta suele utilizar para este fin: diálogo, debate, crítica, reflexión, humor y tolerancia”.

Gómez ha recordado que el objetivo de la Diputación es el de consolidar una línea de trabajo estable que dé continuidad a esta iniciativa y ha adelantado que durante los próximos meses de abril y mayo se realizará una segunda edición de las jornadas, centrada en el periódico histórico de 1931 a 1939 -entre el comienzo de la Primera República al final de la Guerra Civil-, a través de la música, el cine, el teatro y de cinco mesas redondas. Se espera contar con Maribel Quiñones “Martirio” y Almudena Grandes.

El editor del volumen, el periodista Alejandro Víctor García, ha señalado que “el libro versa sobre el último periodo de la llamada Memoria Histórica, de 1960 a 1978, que representa el pasado más reciente y eso tiene una ventaja principal, que muchos de los testimonios que aparecen en el libro están escritos en primera persona por testigos directos de aquella época, es decir, se trata de testimonios vivos y para nada librescos”.

García ha definido el volumen como “una crónica rigurosa, importante y contrastada de los últimos años de la dictadura, desde 1960 a la aprobación de la Constitución en 1978, aunque en el caso de Granada, la Transición no terminó ese año, porque hasta 1984 se estuvieron quemando quioscos por vender algunas cabeceras, como el Diario de Granada, y hasta entonces se paseaban por la ciudad pistoleros de la extrema derecha, con completa impunidad por parte de la policía, que provocaron incidentes tan graves como el de la representación de “Els Comediants” en el Arco de Elvira, lo que demuestra que la Transición en Granada no fue un periodo tan pacífico y que en el camino hubo muchos esfuerzos, muchos golpes e incluso algunos muertos”.

Por último, el profesor de Historia Contemporánea de la Universidad de Granada, Rafael Gil Bracero, en representación de las asociaciones memorialistas granadinas, ha destacado que “las jornadas del año pasado fueron la primera semilla de un proyecto que va a tener continuidad en el futuro y este libro es su primer hijo, un libro-homenaje a tantas voces silenciadas en aquel tiempo de la dictadura, que lucharon en todos los planos para que hoy tengamos algo tan bello como es la libertad de expresión, las libertades democráticas y el juego parlamentario, como fueron las de Palmira Noguera, Antonio Quitián, Paco Portillo y tantos otros”.

El libro “De la rebelión al abrazo”, cuyo título procede de la obra de Juan Genovés, “El abrazo”, símbolo pictórico de la Transición, está dividido en cinco apartados: la agonía, la calle, las aulas, los últimos censores y la canción desesperada, y recoge un total de 23 testimonios directos de aquella época, entre otros, los de los periodistas Antonio Ramos Espejo, Francisco Romacho, Rafael Guerrero, Alejandro V. García y Juan José Téllez, de profesores universitarios como Miguel Gómez Oliver, Miguel Ángel del Arco Blanco, Rafael Gil Bracero y Mirta Núñez Díaz-Balart, y de representantes sindicales y de las asociaciones memorialistas de la provincia de Granada.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.