Miércoles, 26 Julio, 2017

            

Un estudio de la UGR pone en entredicho el libre albedrío

Desde la Universidad granadina se ha demostrado que las personas toman decisiones influenciadas por informaciones de las que no son conscientes



image_print

Científicos de la Universidad de Granada han demostrado que las decisiones que tomamos en nuestro día a día y que pensamos que no se ven influidas por otros factores, es decir, que tomamos libremente, podrían en realidad estar sesgadas por información de la que no nos damos cuenta.

En un trabajo publicado en la revista ‘Consciousness & Cognition’, los investigadores, pertenecientes al Centro Mente, Cerebro y Comportamiento, demostraron a través de una serie de experimentos que los participantes escogían con más probabilidad realizar la tarea que era indicada por una señal que no percibían de forma consciente.

Aunque los participantes pensaban que estaban tomando su decisión de manera libre, su comportamiento en realidad demostraba la existencia de sesgos inconscientes.

En este trabajo participaron 96 estudiantes de la Universidad de Granada, con una media de edad de 20,5 años, quienes en una serie de experimentos tenían que realizar una de dos tareas con palabras –una juzgando su categoría semántica y la otra juzgando si contenía letras de tamaño irregular– que iban apareciendo en la pantalla de un ordenador.

Las instrucciones que recibían antes de realizar el experimento explicaban que, antes de la mayoría de las palabras, aparecería una señal que les indicaría qué tarea de las dos debían realizar.

Se les decía, sin embargo, que en ocasiones no aparecería dicha señal, y que en ese caso debían decidir libremente cuál de las dos tareas realizar con la palabra. Pese a que los participantes no veían señal alguna de forma consciente, en estos casos también se presentaba una señal con una duración muy breve, de manera subliminal.

INFORMACIÓN INCONSCIENTE

Los resultados mostraron que los participantes escogían la tarea indicada por la señal subliminal por encima de lo esperable al azar, lo que indica que esta información inconsciente sesgaba sus decisiones “libres”. Otros experimentos de la serie mostraron que esta influencia sólo tenía lugar cuando los participantes estaban atendiendo a la presentación de la señal inconsciente.

Según explica una de las autoras de este estudio, la investigadora de la UGR María Ruz, “existe amplia evidencia proveniente del campo de la Psicología Experimental y la Neurociencia Cognitiva que muestra cómo información de la que no somos conscientes influye en nuestro comportamiento”.

Sin embargo, el alcance de esta influencia inconsciente en nuestras decisiones entre distintas alternativas de acción no se conoce bien en la actualidad, lo que pone de manifiesto la importancia de este tipo de estudios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *