Jueves, 20 Julio, 2017

            

Tres detenidos tras ser vistos robando en un cortijo en Ítrabo

La Guardia Civil de Salobreña ha detenido a tres hombres de entre 33 y 43 años de edad y conocidos delincuentes de la localidad tras ser sorprendidos robando.

Vehículo de la Guardia Civil |Foto: Archivo GD


image_print

La Guardia Civil de Salobreña (Granada) ha detenido a tres hombres de entre 33 y 43 años de edad y conocidos delincuentes de la localidad por sus numerosos antecedentes, tras sorprenderlos robando en un cortijo del municipio de Ítrabo (Granada) después de recibir una llamada ciudadana alertando de que estaban merodeando la vivienda.

Según ha informado el cuerpo armado en un comunicado, un vecino que tiene su vivienda en una urbanización del Camino de los Malagueños, en el término municipal de Ítrabo, alertó a la Guardia Civil de que había visto a tres individuos merodeando por un cortijo del paraje conocido como El Perruno, y que presumiblemente estuvieran intentando robar dentro por lo que una patrulla se trasladó hasta el lugar.

Los agentes se entrevistaron con el vecino que les informó de la ubicación del cortijo donde había visto a los sospechosos y que había observado que viajaban en una furgoneta de color blanco por lo que la patrulla se dirigió hasta el mencionado cortijo donde vio venir por el camino una furgoneta similar a la descrita por la persona con la que acababan de hablar y decidieron interceptarla.

Al registrarla descubrieron que transportaba numerosos efectos de los que los tres detenidos que iban dentro, a los que la Guardia ya conocía porque en alguna ocasión anterior habían sido detenidos, no supieron dar una explicación convincente sobre su procedencia.

La Guardia Civil inspeccionó inmediatamente después el cortijo y descubrió que estos individuos habían utilizado una escalera para subir hasta las ventanas del piso superior, que habían forzado varias ventanas, y que por allí habían accedido al interior de la vivienda para presuntamente robar por lo que procedió al traslado de los tres detenidos hasta el cuartel de Salobreña.

Poco después la propietaria del cortijo reconocía que los efectos recuperados eran suyos y denunciaba el robo que había sufrido en su cortijo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *