Sábado, 21 Octubre, 2017

            

Tres centrales para dos puestos

El gran rendimiento de Murillo, la jerarquía y el buen nivel mostrado en Alcorcón por Mainz y la experiencia de Diakhaté siembran dudas sobre cuál de ellos se quedará fuera del once de Alcaraz

Manuel Herrera @manuelherrerapr


image_print

Mainz, Murillo o Diakhaté. Uno de ellos se quedará en el banquillo en Vallecas. Lucas Alcaraz deberá decidir entre la jerarquía, los galones y la buena forma mostrada por el capitán en el duelo ante el Alcorcón; la juventud, la progresión y la continuidad del colombiano; y la experiencia y el nivel competitivo del senegalés: Dos centrales para tres puestos:

Hasta el momento, los problemas físicos de Mainz habían facilitado la decisión de Alcaraz, que ha utilizado a Diakhaté y a Murillo como pareja de centrales en once de los quince partidos de liga que se han disputado. Tan solo en cuatro, el titular ha sido el capitán del conjunto rojiblanco, que ha formado como compañero del colombiano en dos ocasiones y del senegalés en otras tantas.

Sin embargo, la recuperación de Mainz, que realizó un partido impecable en la Copa del Rey ante el Alcorcón, reabre el debate de los centrales en el Granada CF.

La juventud y la inexperiencia de Murillo auguraban su posible suplencia cuando los tres estuviesen disponibles para jugar. Pero la progresión del central colombiano, cedido el año pasado en la UD Las Palmas, parece imparable. Su rapidez al corte, su fortaleza en el uno contra uno y su regularidad han elevado sus opciones de establecerse en el once e incluso le podrían abrir las puertas del Mundial de Brasil.

Por su parte, Diakhaté, que, en un principio, parecía contar con muchas opciones de jugar la mayor parte de los minutos, ha sido habitual en el once de Alcaraz, pero ha tenido un rendimiento más irregular. Su expulsión ante el Getafe y algunos errores de colocación le han costado críticas desde diversos sectores. Pese a ello, su experiencia, su empaque y su indudable fortaleza física en el juego aéreo y en el cuerpo a cuerpo son bazas importantes a su favor.

Por último, Mainz, que ha arrastrado diversos problemas físicos desde los primeros compases del campeonato, parece haber superado sus dolencias y podría estar en condiciones de volver al once habitual de Alcaraz. En Alcorcón, el capitán estuvo impecable y su trayectoria en el equipo, así como sus galones dentro de la plantilla le confieren posibilidades de recuperar su sitio en la formación inicial.

Así pues, de cara al duelo de Vallecas y siempre que los tres estén disponibles, Alcaraz deberá decidir: Murillo, Diakhaté o Mainz. Tres centrales para dos puestos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *