Miércoles, 23 Agosto, 2017

            

Técnicas de Igualdad y asociaciones apoyan en Madrid a la madre de Maracena obligada a devolver a sus hijos

Juana Rivas ha asegurado que "va a seguir luchando" porque el último fallo de la Audiencia "se ha hecho deprisa y corriendo"

Concentración realizada en Madrid para apoyar a la madre de Maracena obligada a devolver a sus hijos | Foto: E.P.
E.P.


image_print

El colectivo de técnicas de Igualdad de Granada y asociaciones de mujeres se han concentrado este jueves en la madrileña Puerta del Sol para apoyar a Juana Rivas, la mujer de Maracena (Granada) a la que el Juzgado ha ordenado la “inmediata restitución” de sus dos hijos de once y tres años a Italia con su padre, condenado en 2009 por maltratarla.

Alrededor de una veintena de mujeres han llegado a Sol alrededor de las 11,30 horas abanderadas con una pancarta en la que se podía leer: “El colectivo de técnicas para la Igualdad y asociaciones de mujeres de Granada nos movilizamos en apoyo a Juana Rivas y Vanesa Skewes frente a los retrocesos en violencia de género”.

Esta concentración se produce después de que la Audiencia de Granada desestimase un recurso de apelación interpuesto por Juana Rivas. A su vez, este fallo se produce después de que la Fiscalía y la Abogacía del Estado se opusieran a otro recurso presentado por Juana Rivas contra la sentencia del Juzgado de Primera Instancia 3 de Granada, que ordenó que los menores fueran devueltos al domicilio del padre en Calafonte (Italia) y condenó a la mujer a pagar las costas del procedimiento.

En declaraciones a los periodistas, Juana Rivas ha asegurado que “va a seguir luchando” porque el último fallo de la Audiencia “se ha hecho deprisa y corriendo”. “La sentencia habla de mis hijos y se habla de otra hija que yo no tengo que también dice que tengo que devolver y se hablan de situaciones y fechas que nada tienen que ver con nuestras vidas”, ha añadido.

Sobre esto, ha afirmado que los profesionales que están llevando su caso tienen “una falta de información”, por lo que ha pedido “que miren bien todo” porque de lo que decidan depende “la felicidad de unos niños”. “No voy en contra de la Ley, yo estoy protegiendo a los niños porque veo que voy a la par de la Ley y quiero que me escuchen”, ha remachado.

En la concentración también estaba presente la directora del área de Igualdad del Ayuntamiento de Maracena y responsable del Centro de la Mujer de esa localidad, Francisca Granados, quien ha explicado que la defensa de Rivas “va a recurrir la sentencia” y se va a presentar el recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía. La fecha límite para hacerlo, según ha informado Granados, es el próximo 25 de mayo.

Granados ha añadido que sentencias como la última relativa al caso de Juana, son “expresivas de algo tremendo” y es que, dentro de “uno de los ordenamientos jurídicos, mejorable, pero de los más avanzados en cuanto a violencia de género”, a nivel de aplicación “se aprecia un retroceso tremendo”.

“El problema en el caso de Juana, y de otros, es que los tribunales no se está aplicando la normativa vigente sobre violencia de genero respecto a las mujeres y menores”, ha aseverado, al tiempo que ha afirmado que esto genera “impotencia” porque, “no es que no se tenga una Ley, es que tristemente no se está aplicando”.

Sobre esto, ha dicho que son “muchas” las sentencias que se dan por parte de “operadores jurídicos” en las que hay una predisposición a no creerse a las víctimas y a no escucharlas”. Sobre esto, ha ejemplificado con el caso de Rivas: ¿Cómo es posible que una Audiencia Provincial de Granada con tres magistrados, ante un tema tan importante que repercute a menores, haga un corta y pega literal?”, se ha preguntado.

En este sentido, Granados ha insistido en que la última sentencia emitida por la Audiencia que desestima el recurso de Rivas es un texto “obviamente plagiado” y un “refrito de sentencias”. “Durante todo este proceso venimos asistiendo a un cúmulo de despropósitos contra la normativa vigente, y esto no es un problema de interpretación, sino de actitud de desinterés absoluto”, ha dicho.

Por último, Granados ha asegurado que su colectivo “no está dispuesto a seguir haciendo trabajo de hormiga silenciosa en despachos”, sino que salen a la calle para “dar la cara” y para mostrar apoyo a todas las víctimas. “No vamos a consentir lo que se podría llamar hipocresía institucional importante”, ha concluido. Granados y Rivas tienen previsto reunirse este mismo jueves con La portavoz socialista de Igualdad, Ángeles Álvarez, en el Congreso tras finalizar la concentración de Sol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *