Domingo, 28 Mayo, 2017

Solo el grupo municipal de IU acude a la reunión de la Plataforma BDS para el boicot de políticas israelíes

BDS propone un manifiesto en el que los diferentes partidos políticos del consistorio "trabajen por la paz, prosperidad y seguridad para el pueblo Palestino, buscando una solución justa y efectiva"

Firma del compromiso que la Plataforma BDS ha puesto en marcha con diferentes grupos e instituciones granadinas | Foto: Redacción GD


image_print

La Plataforma BDS-Granada ha querido reunir a los partidos políticos que tienen representación en el ayuntamiento de la ciudad, y a los que optan a tenerla en las próximas elecciones, para invitarlas a firmar un manifiesto en el que, desde la plataforma, se propone un compromiso político con la causa Palestina. “Y lo hacemos siguiendo los principios de boicot contra el Estado de Israel”, ha explicado una representante de BDS, Lucía López, asegurando que “el papel que tienen los gobiernos municipales para implicarse desde la No Cooperación con el Israel se da a muy diferentes niveles, y es muy importante que las empresas granadinas, además, conozcan el peligro que corren al poder caer en la infracción de leyes si llevan a cabo operaciones comerciales con empresas que trabajan en el territorio palestino ocupado”.

Sin embargo, a esta reunión solamente ha asistido el grupo municipal de IU, con su representante Maite Molina, que ha explicado como su compromiso está al lado del pueblo Palestino, “de hecho, tanto el portavoz de IU en el consistorio granadino, Paco Puentedura y yo, hemos ido varios años a trabajar como cooperantes ayudando a la reconstrucción de las casas palestinas destruidas por los los bombardeos israelíes”.

A la reunión finalmente han asistido integrantes de la Plataforma, Por un Mundo más Justo, IU y el Partido Comunista de Granada. Entre los puntos de este manifiesto se destaca instar a los gobiernos a tomar todas las medidas para poner fin a la complicidad que se deriva de las relaciones privilegiadas que tienen con el estado israelí, exigiendo por ejemplo la suspensión de la compra-venta de armas a Israel o la suspensión del Acuerdo de Asociación entre la Unión Europea e Israel.

Promover la ruptura del principio de acuerdo de colaboración empresarial entre Andalucía e Israel. Que el ayuntamiento se adhiera a la ‘Declaración del Olivo’, que se incluyan cláusulas en las que se valore, penalice y llegado el caso, se excluyan, en las licitaciones públicas la participación de capital israelí.

En Granada actualmente hay unos 15 comercios y empresas que ya lucen el sello de ELA, Espacio Libre de Aparheid Israel, donde se evita el comercio de productos israelíes. Por su parte, Maite Molina, se compromete a “presentar mociones en los ayuntamientos para dar cumplimiento a que cualquier tipo de relación cultural o industrial con Israel se pare”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *