Miércoles, 18 Octubre, 2017

            

Sánchez quiere convocar el congreso federal en diciembre, con primarias el 23 de octubre

Los críticos reconocen que un congreso inmediato pone las cosas difíciles a quienes muchos dan por segura contrincante de Sánchez, Susana Díaz

Foto: E.P.
E.P.


image_print

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha anunciado este lunes ante sus compañeros de la dirección su intención de convocar el 39 Congreso del partido en diciembre, celebrando unas primarias el 23 de octubre.

Según han confirmado a Europa Press fuentes socialistas, así lo ha hecho ante la Comisión Permanente de la Ejecutiva Federal, reunida este lunes en Ferraz para analizar los resultados de las elecciones de este domingo en Galicia y el País Vasco. Será la propuesta que haga al Comité Federal del próximo sábado.

Esta posibilidad se apuntó ya desde la semana pasada, cuando desde la dirección federal se admitió que, si los resultados electorales en Galicia y Euskadi eran muy malos, Sánchez podía adelantar la convocatoria de ese cónclave, que estaba pendiente desde febrero pero aplazado con la intención de no hacerlo hasta que hubiera gobierno.

Este planteamiento, que ya se temía el sector crítico, fue rechazado desde un primer momento por los dirigentes que discrepan con la dirección federal. El pasado viernes, en una rueda de prensa conjunta, los presidentes de Aragón, Javier Lambán, y Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page avisaron que sería una “irresponsabilidad” enfrascarse ahora en ese debate interno y “desdecirse” de la decisión que tomaron en abril.

Por su parte, el PSOE de Andalucía, en la boca del secretario de Política Federal, Antonio Pradas, aseguró que no contemplaban ese escenario y apuntó que, de querer convocarlo, habría que mirar la normativa interna del partido.

Así las cosas, este domingo, cuando se confirmaron los malos presagios en el PSOE y se pusieron números a la debacle en Euskadi y Galicia, donde los socialistas han sido superados por el partido morado, la posibilidad del congreso cobró fuerza en ambos bandos.

Dirigentes próximos a Sánchez reconocían a Europa Press que habrá que “resolver” las discrepancias sobre el liderazgo del partido o el PSOE no se podrá recuperar electoralmente. Y confían que en esta batalla el líder del partido tiene ganado el favor de la militancia, ante quien ha demostrado su firmeza contra el PP.

Mientras tanto, los críticos aseguran que esta vez sí plantarán batalla a Ferraz, aunque en los últimos días reconocían que un congreso inmediato pone las cosas difíciles a quienes muchos dan por segura contrincante de Sánchez, la presidenta de Andalucía, Susana Díaz, por la inmediatez de los plazos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *