Martes, 17 Octubre, 2017

            

Salud formará a un millar de personas para actuar ante una parada cardiaca

Granada celebrará el 16 de octubre el Día Europeo de la Parada Cardiaca, que provoca la muerte de 12.000 andaluces al año

L. F. Ruiz


image_print

La Delegación Provincial de Salud de la Junta de Andalucía en la provincia de Granada ofrecerá el próximo 16 de octubre una jornada para formar a un millar de personas en materia de prevención y reacción ante una parada cardiaca, que anualmente en Andalucía provoca la muerte de unas 12.000 personas.

El delegado de este área, Higinio Almagro, ha explicado en rueda de prensa que con esta iniciativa Granada se sumará a la celebración por primera vez del Día Europeo de la Parada Cardiaca, y con la que aspiran a llegar a personas que a diario pueden vivir situaciones en las que otra sufra una parada cardiorespiratoria sin saber cómo actuar.

Durante esa jornada está previsto que se instruya a 250 personas por hora desde las 8.00 horas hasta las 15.00 horas, en los Paseíllos Universitarios, para promover las capacidades de acción en situaciones en las que menos de diez personas sobre cien sobreviven.

“A veces ante estas circunstancias no hay nadie que conozca qué hacer”, ha explicado Almagro, que además ha dicho que la supervivencia en estas situaciones depende en gran medida de las técnicas de reanimación que actualmente en el país solo conocen el 12 por ciento de la población.

El delegado ha indicado cuál es la cadena de supervivencia para estas situaciones, basada en cuatro eslabones formados por avisar de inmediato al servicio de emergencias sanitarias 061, para posteriormente comenzar con las maniobras de reanimación hasta que llegue el equipo sanitario. Después se practicará la desfibrilación precoz y por último la persona con la parada cardiaca será trasladada a un centro.

LOS PRIMEROS MINUTOS, CLAVE

Eladio Gil, responsable del 061 en Granada, ha manifestado en la comparecencia que los primeros minutos son claves para la supervivencia de una persona que acaba de sufrir una parada cardiorespiratoria y que en muchos casos el herido, pese a que cuenta con personas próximas para poder ser atendida, fallece al no conocer los allegados las técnicas básicas en cuatro de cada diez casos.

Por ello ha defendido acciones de este tipo para concienciar a la población, de cualquier edad, porque “lo importante es certificar en el momento de la gravedad de la situación”.

La práctica que llevarán a cabo los participantes en esta jornada es la de bombeo sobre el pecho de la persona que tiene la parada cardiaca: “Si se actúa de manera inmediata antes de diez minutos se asegura rehabilitar sin secuelas para el afectado”.

Gil ha señalado que la técnica es “muy fácil” y con ella se conseguiría salvar la vida de unas 100.000 personas en Europa si se consigue a llegar a cuantas más personas, mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *