Lunes, 23 Abril, 2018

            

Salobreña acoge las primeras jornadas gastronómicas en honor a Emilio Cervilla

El evento ha contado con el apoyo de marcas locales del sector de la hostelería y la restauración como Yelow o Pilsa

Algunos propulsores de este evento en memoria de Emilio Cervilla | Foto y vídeo: Javi Gea
Iker Baños


image_print

Los fogones del Hotel Miba de Salobreña han sido sede de las primeras jornadas gastronómicas en honor a Emilio Cervilla, vecino y cocinero de la localidad recientemente fallecido. 23 chefs de primer nivel se han puesto su chaquetilla para proponer doce platos con los que representaron lo mejor de la cocina local sin olvidar influencias extranjeras.

Entre los asistentes al evento se encontraban varios de los impulsores de este evento en memoria de Emilio Cervilla. Entre ellos, Miguel Ángel López, gerente de Yelow que ha apuntado que este tipo de iniciativas son “una buena oportunidad” y un “orgullo” para relanzar la gastronomía local. “Al fin y al cabo es a lo que nos dedicamos”, ha añadido.

Entre plato y plato se ha podido oler el éxito de estas primeras jornadas en un enclave privilegiado. Para Yelow, las jornadas han supuesto la primera oportunidad de darse a conocer en la Costa Tropical. “Nosotros nos dedicamos al asesoramiento, no solo a la venta del productos como llegar las últimas novedades en vajillas, cristalería o maquinaría”, ha detallado López. “Nosotros donde realmente podemos ayudar al hostelero es en el asesoramiento técnico”, ha explicado el gerente de Yelow.

En total, 50 comensales pudieron degustar la oferta que pusieron sobre la mesa cocineros de la talla de Carlos Caballero –chef corporativo del grupo Pilsa y concursante de ‘Top Chef’– o José de la Blanca, chef ejecutivo del Hotel Miba y anfitrión del evento.

De la Blanca ha asegurado que una vez que la idea se fue asentando no pararon de llegar propuestas y peticiones para participar en esta fecha. “Esto ha sido una reunión entre amigos de la provincia y de las afueras”, ha detallado el anfitrión mientras sus 22 compañeros restantes se empleaban a fondo. “Es muy positivo un evento como este, antes no se había hecho una cosa así en Granada y la unión de la profesión es fundamental para que la gastronomía local avance”, ha destacado.

BLOODY SALOBREÑA

La degustación ha comenzado con un cóctel bautizado ’Bloody Salobreña’ para seguir con un aperitivo de ceviche de quisquilla. Entre los ocho platos principales ha habido espacio para sabores tradicionales andaluces como un gazpachuelo o un guiso de tripas de bacalao y conejo. La propuesta se ha cerrado con un postre de la tierra llamado ‘Tropical sexy’ y un canoli aromático con espirituoso de hinojo.

Las elaboraciones culinarias han sido realizadas por parejas de cocineros, que en algunos casos ni se conocían antes de meterse en cocina. Ha sido el caso del plato de Carlos Caballero y David Reyes, quienes han elaborado un “gazpachuelo yódico con rape curado en sal, gamba y ajo negro”; ambos han asegurado que se han entendido a la maravilla: “Entre cocineros hablamos el mismo idioma”.

COCINA DE ‘SELLO’

Como el propio Carlos Caballero ha indicado, lo mejor de un evento de estas características es el “reencuentro” entre compañeros de profesión. “Uno es cocinero por vocación y estas cosas le encantan”, ha añadido.

Yo soy malagueño y he tirado por un plato que me ha dado muchos premios que es un gazpachuelo con un poco de giro”, ha detallado Caballero. “Cada uno tenemos nuestro sello y al final la idea es que se pueda disfrutar en Granada de diferentes cocineros de diferentes provincias en un mismo sitio”, ha destacado sobre la jornada gastronómica.

 

Si no puede ver el vídeo haga clic aquí 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *