Sábado, 25 Marzo, 2017

Recetas de Semana Santa: Pestiños | Vídeo

Los pestiños con miel o con azúcar se consumen en épocas navideñas y de Semana Santa, siendo un dulce típico andaluz

Pestiños
Davinia P.G. | @davinniapg


image_print

Para remontarnos al origen del pestiño tendríamos que retroceder hasta la Edad Media, aunque no se encuentran escritos con referencias a esta receta anteriores al siglo XVI. Su tremendo parecido con dulces de la cocina marroquí hace pensar que su consumo comenzó en la época andalusí, la España musulmana.

Su consumo es muy típico en Andalucía en épocas navideñas y de Semana Santa, aunque es una receta que se está extendiendo por todo el territorio nacional.

Los ingredientes que necesitamos para preparar unas 30 unidades de pestiños son:

– 750 gr de harina de trigo

– 250 ml de vino blanco

pestiños 1

– 250 ml de aceite de oliva

– Anís estrellado o ajonjolí

– 1 rama de canela

– la piel de una naranja o un limón

– 150 gr de miel

– 35 ml de agua

– aceite más para freír

Su preparación es bastante sencilla. En un cazo se pone a calentar el vino blanco junto con el anís estrellado y la canela en rama. Una vez que comience a hervir lo mantenemos en el fuego durante 5 minutos. Reservamos para que enfríe.

Mientras, ponemos a calentar el aceite y la piel de naranja o limón, siempre intentando evitar la parte blanca para que no amargue. Cuando la piel empieza a arrugarse la sacaremos y mezclaremos el aceite con la harina de trigo en un cuenco. A continuación añadiremos el vino blanco colado que teníamos reservado, sin la ramita de canela ni el anís estrellado. Tenemos que amasar bien para que la harina absorba por completo todo el líquido y consigamos una masa uniforme. Dejaremos reposar dos horas.

Con la ayuda de un rodillo estiraremos la masa poco a poco e iremos cortando trozos cuadrados de unos siete centímetros cada lado. Utilizaremos un pincel para mojar el cuadrado y poder pegar dos extremos opuestos en el centro del mismo.

Freímos en abundante aceite caliente hasta que dore por ambos lados. Escurrimos y regamos con miel o le espolvoreamos azúcar.

Cuando acabemos la receta un agradable olor se quedará en nuestra cocina pero no es más que una muestra de lo intensamente buenos que están los pestiños.

Podemos ver la vídeo-receta en el siguiente enlace (pincha aquí si no puedes ver el vídeo)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *