Miércoles, 18 enero, 2017

Punto engañoso

Malaga CF - Granada CF | Foto: Davinia Pérez
Rubén Cañizares


image_print

Tiene mucho mérito igualar un encuentro que se pierde por dos goles de diferencia. Con lo que cuesta lograr sumar en Primera, conseguir rascar un punto cuando se pierde por 2-0 y faltan diez minutos, es lógico que te vayas a la ducha más contento que unas castañuelas. En el caso del Granada, con más razón. Los andaluces llevaban 45 años sin levantar un resultado tan adverso en la élite del fútbol. La última vez que el conjunto nazarí había hecho esta ‘gesta’ fue a finales de la temporada 1970-71, hace ya casi medio siglo de vida. Exactamente, el 28 de marzo de 1971, el Granada empataba a dos contra el Athletic en el viejo estadio de Los Cármenes tras ir 0-2 abajo. Obviamente, es para celebrar la igualada in extremis del pasado sábado en La Rosaleda, pero con matices.

En primer lugar, el equipo hizo un muy mal partido en Málaga. Nadie hubiera considerado injusto el triunfo de los de Javi Gracia. El equipo estuvo insípido y desacertado y para variar recayó en errores de primero de carrera: gol encajado en tiempo de prolongación (en este caso de la primera mitad) y gol encajado con un jugador más sobre el campo (algo que ya sucedió en Cornellá). Sandoval valoró mucho «la reacción y el empate», aunque reconoció que no se iba del todo satisfecho de tierras boqueronas. Está claro que tras un inicio de Liga tan nefasto, sumar 4 de los últimos 6 puntos es para estar medio contentos, pero sin presumir. El equipo está cuarto por la cola y con solo una mínima ventaja sobre el Levante, Las Palmas y, precisamente, el Málaga. Y el sábado llega el Atlético de Simeone… Pies en el suelo y cabeza sobre los hombros, mejor que drones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *