Miércoles, 29 Marzo, 2017

Propietarios de la urbanización Medina Elvira de Atarfe piden la devolución de su dinero “tras ser estafados”

Los afectados solicitan a la justicia que se les devuelva el dinero que entregaron por sus casas, entre 100.000 y 400.000 euros por vivienda

Foto: E.P
E.P


image_print

Los propietarios de las viviendas de la urbanización Medina Elvira de Atarfe (Granada) han solicitado que se les devuelva el dinero que entregaron por sus casas al sentirse “estafados” por los promotores y los anteriores responsables municipales que concedieron la licencia de primera ocupación “a sabiendas de que no contaban con los servicios mínimos de ocupación y habitabilidad”.

En un comunicado, los vecinos afectados han informado de que este próximo lunes acudirán a la primera de las ocho sesiones del juicio que tendrá lugar en la Audiencia Provincial de Granada por las supuestas irregularidades cometidas en la concesión de las licencias de primera ocupación, en el que están acusados los exalcaldes de Atarfe Víctor Sánchez y Tomás Ruiz, por la posible comisión de un delito continuado de prevaricación urbanística, además de empresarios y técnicos municipales.

El presidente de la comunidad de propietarios Cortijo Armengol-Medina Elvira 23, Antonio Grande, ha pedido “justicia” en nombre de los 46 afectados, la mayor parte extranjeros, que desde hace más de ocho años padecen una situación “insufrible”.

“Estamos hartos de no poder vivir en nuestras casas y disfrutarlas con nuestras familias, hartos de ver el progresivo deterioro de las mismas, de tratar de impedir que las ocupen o las saqueen, hartos de estar obligados a pagar las deudas contraídas, hipotecas y gastos infinitos”, ha criticado Grande.

Los afectados solicitan a la justicia que se les devuelva el dinero que entregaron por sus casas, entre 100.000 y 400.000 euros por vivienda, y se les indemnice por los “daños y perjuicios”, además de “que se condene a los responsables”.

Los propietarios de las viviendas han recordado que, nada más tomar posesión de sus casas, “se paralizaron las obras de las urbanizaciones cercanas, las acabadas no llegaron a habitarse y se produjo un progresivo deterioro de calles y zonas verdes, situación que se agravó con la suciedad y la falta de mantenimiento, el cese del alumbrado público, del campo de golf y del propio colegio”.

Pero el “detonante” fue la imposibilidad de legalizar el suministro de agua, denegado por la entidad suministradora Aguasvira porque “las obras de saneamiento y alcantarillado estaban inconclusas –siguen pendientes a día de hoy– pese a que nuestra parcela contaba con la licencia de primera ocupación”, ha agregado.

“APOYO” DEL NUEVO EQUIPO DE GOBIERNO

El nuevo equipo de gobierno, liderado por la formación Por Atarfe sí, se ha reunido recientemente con los vecinos afectados, a los que ha ofrecido “su apoyo” y se ha comprometido a llevar a cabo una inspección técnica de los edificios para comprobar el grado de deterioro de la urbanización.

Así, han explicado que los bancos cuantificaron en 1.000 millones las pérdidas derivadas de la construcción de la macrourbanización “fantasma y ruinosa”, con 990 viviendas “expuestas al vandalismo, sin espacios libres ni equipamientos, y con el abastecimiento y saneamientos pendientes de instalar”.

El actual equipo de gobierno solicitará a la Junta de Andalucía que aporte soluciones a un problema “agravado por su falta de control urbanístico”, según ha indicado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *