Lunes, 11 Diciembre, 2017

            

Preocupación en Sierra Nevada por la falta de nieve a cuatro días de su apertura | Galería

Los dirigentes de la estación de esquí decidirán hoy si se aplaza la inauguración de la temporada, prevista para el 25 de noviembre

Imagen de la pista 'El Río' a las 10:16 horas de la mañana de hoy | Foto: Sierra Nevada
Redacción GD


image_print

La temporada de esquí podría ver retrasado su comienzo en Granada. Los dirigentes de la estación invernal de Sierra Nevada meditan la opción de aplazar el inicio de la temporada a causa de la falta de nieve. Este estaba previsto para el próximo sábado, 25 de noviembre, pero la situación actual ha hecho que se planteen una fecha alternativa. Los responsables de Cetursa estudiarán hoy las condiciones en las que se encuentran las pistas y tomarán una decisión definitiva sobre si se abre este fin de semana o, por el contrario, se aplaza a la semana que viene.

Pese a que las perspectivas eran positivas cuando llegaron las primeras nevadas este otoño, la realidad es que son los ‘cañones’ los que han permitido que se mantenga un mínimo nivel de nieve. Este sistema de nieve producida no parece ser suficiente para preparar la estación de esquí para su apertura el día 25 si no llegan las precipitaciones, ya que precisa de bajas temperaturas para su correcto funcionamiento, condición que sólo se mantiene por las noches.

De hecho, la principal preocupación de los técnicos de Cetursa es que, al menos, el área de principiantes se encuentre habilitada para la práctica del deporte blanco el día que se abran las puertas de la estación. La otra inquietud, es poder tener en condiciones la pista de El Río, la más importante del área esquiable.

La previsión meteorológica para este fin de semana, en el que estaba previsto el inicio de la temporada, augura la continuidad de este clima tan inhabitual para finales del mes de noviembre. Está previsto que se produzcan precipitaciones escasas el domingo, presentando un 60 por ciento de probabilidades. Para el sábado, la posibilidad se reduce hasta el 20 por ciento, quedando la cota de nieve en los 2.800 metros de altura. Las temperaturas se mantendrán en la dinámica de las últimas semanas, registrándose máximas de entre 23ºC y 18ºC, y mínimas de entre 9ºC y 8ºC. Este es uno de los principales problemas que se están encontrando los técnicos ya que, si bien, por la noche el sistema de producción nieve entra en funcionamiento, estos altos registros del termómetro hacen que se pierda durante el día o que su calidad no cumpla los mínimos requisitos.

Para visualizar la galería, haga clic en la imagen

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *