Miércoles, 20 Septiembre, 2017

            

Podemos defiende el jueves en el Parlamento un nuevo modelo de gestión del Patronato de la Alhambra

El partido propone que la elección de las personas que ocupen en el futuro la dirección del Patronato se haga a través de un concurso público

Alhambra de Granada
E.P.


image_print

El grupo parlamentario de Podemos Andalucía va a defender este jueves ante el Pleno de la Cámara autonómica una proposición no de ley por la que propone que se establezca un nuevo modelo de gestión del Patronato de la Alhambra y el Generalife para “sanear y fortalecer” esta institución.

En la iniciativa, recogida por Europa Press, el partido morado propone que la elección de las personas que ocupen en el futuro la dirección del Patronato se haga a través de un concurso público, y que el Plan Director de este monumento se haga público a través de la página web del Patronato “en su texto íntegro y con carácter inmediato nada más ser aprobado”, teniendo en cuenta que debe ser periódicamente actualizado cuando venza la vigencia de cada documento.

Asimismo, sostiene que la gestión del monumento se debe diseñar teniendo como máxima prioridad la óptima conservación, protección y difusión patrimonial del conjunto, “de modo que sea compatible con un modelo de turismo sostenible y socialmente responsable”.

Entre otras propuestas, Podemos pide incluir en los órganos de gestión del Patronato perfiles específicos de expertos en historia del arte y en arqueología; y también que se amplíe la participación ciudadana en el mismo a través de una Comisión de Participación que forme parte de los órganos representativos y de gestión, para que se incluya tanto a los trabajadores como a la sociedad civil relacionada con el monumento.

El partido de Teresa Rodríguez pide que, para que la gestión de la Alhambra sea transparente, se publique en su web, en menos de tres meses tras su aprobación, las actas, los presupuestos y los proyectos que deban pasar por la Comisión Técnica y a información pública; además de que se implementen todas las recomendaciones de mejora que la Intervención General de la Junta expone en su informe de auditoría, “incluyendo las referidas a la depuración de las responsabilidades políticas y a la recuperación del dinero público que ha sufrido menoscabo debido a las irregularidades en la gestión”.

Asimismo, Podemos aboga por recuperar la gestión pública de los servicios básicos y funciones estructurales del Patronato de la Alhambra, y revisar los sistemas de fiscalización y control de la gestión por parte de la Administración autonómica andaluza “para subsanar las irregularidades”.

Entre otras medidas, también pondrá sobre la mesa la necesidad de fomentar la integración del monumento en el entorno urbano y social de la ciudad, y que se elabore un protocolo de obligado cumplimiento con las condiciones profesionales y laborales de todos los trabajadores ajenos al Patronato que realicen labores de difusión de los valores culturales de la Alhambra.

También pide la formación morada recuperar los incentivos laborales para los trabajadores propios, entre ellos las entradas de cortesía, y que se amplíe la Relación de Puestos de Trabajo para que queden cubiertas las necesidades de gestión, vigilancia, seguridad y servicios derivados de todas estas medidas.

PIDE UNA GESTIÓN “EFICAZ Y CON PLENAS GARANTÍAS DEMOCRÁTICAS”

Y es que, Podemos Andalucía advierte de que el Patronato de la Alhambra y el Generalife “lleva arrastrando una situación de descrédito en los últimos años debido a que su gestión ha estado en parte judicializada y, más recientemente, puesta en entredicho por la auditoría de la Intervención General de la Junta, que ha desvelado numerosas irregularidades”.

Entiende así que con la incorporación del nuevo equipo de dirección “se abrió la posibilidad de un cambio de rumbo en positivo, para que la Alhambra recupere la confianza de la ciudadanía y se perfile como un referente internacional de los modelos de gestión autónoma de monumentos y conjuntos monumentales”.

Podemos ve que es el momento oportuno de replantear el modelo de gestión y actuación de la Alhambra, pues un monumento de este calibre “necesita de un órgano de gestión eficaz, transparente y con plenas garantías democráticas, que se ajuste a las demandas actuales de la gestión de la cultura y a las necesidades del propio monumento”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *