Miércoles, 26 Julio, 2017

            

Piden cinco años de cárcel para dos acusados de vender droga en la Fiesta del Dragón, en Santa Fe

La Fiscalía reclama para los inculpados cinco años de prisión y multa de 2.422 euros

Foto: Archivo
E.P.


image_print

La Fiscalía de Granada ha solicitado cinco años de prisión para dos jóvenes acusados de vender sustancias estupefacientes durante la Fiesta del Dragón, con la que la comunidad hippy celebra la entrada de la primavera, en el paraje de las termas de Santa Fe (Granada) en 2014.

Se trata de Alain L.F.P., de 22 años y sin antecedentes, y de Laura C.T., de 24 y también sin antecedentes, a los que se les atribuye provisionalmente un posible delito contra la salud pública por el que serán juzgados en la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Granada el próximo 4 de mayo.

Según consta en el escrito de acusación del Ministerio Público, al que ha tenido acceso Europa Press, fue sobre las 16,30 horas del 27 de marzo de 2014 cuando los procesados se hallaban junto a otras personas a bordo de un vehículo en el camino rural Los Pastoreros, en el paraje de La Dehesa de Santa Fe, por el que se accedía a la Fiesta del Dragón, que concentra a gran cantidad de personas.

Al interceptar el vehículo la Guardia Civil, uno de los acusados entregó a los agentes una lata que contenía una bolsa de plástico con cannabis y MDMA, y, de igual forma, en su abrigo también tenía otra bolsa con más marihuana y MDMA.

En el maletero del coche se encontraba una mochila de la joven, que tenía otras drogas, como anfetaminas, hongos, y diazepam. Ella también llevaba encima LSD. En total, la droga incautada habría alcanzado en el mercado ilícito un valor de 807 euros.

Por todo, la Fiscalía reclama para los inculpados cinco años de prisión y multa de 2.422 euros, además de responsabilidad personal subsidiaria de 100 días en caso de impago.

Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Esta noticia no es real, hablan sin conocimiento de causa y ponen a dos jóvenes en punto de mira. Por lo que voy a tomar medidas en el asunto. Ya que tienen familia y sus trabajos, no tienen ningún reparo en poner falsas acusaciones sin pensar en los daños a terceros. Sin duda estaremos en contacto. Una madre.
    Normalmente se pone iniciales y no los nombres. No tienen consideración ninguna, por lo que tomaré cartas en el asunto