Domingo, 19 Noviembre, 2017

            

Pedro Morilla: “Lo normal hubiera sido jugar en Los Cármenes”

El técnico del filial ha expresado su enfado en rueda de prensa al considerar que el estadio ha sido un factor importante en el empate de su equipo

Pedro Morilla, entrenador del Granada B | Archivo GD
Chema Ruiz | @Chema_Ruiz22


image_print

Pedro Morilla, entrenador del Granada B, ha mostrado en la comparecencia posterior al partido frente al Badajoz su malestar por haber disputado el encuentro en la Ciudad Deportiva de Armilla en lugar de hacerlo en Los Cármenes. “Para un equipo que intneta llevar la iniciativa, jugar aquí es muy complicado”, apunta el técnico, que piensa que el campo ha sido ha sido determinante.

Morilla ha querido responder a las palabras de Marrero, que ha calificado el césped como “un vergel”, invitando a los periodistas a fotografiar el verde y ha explicado que “nuestro equipo no está acostumbrado a jugar en un campo así”.

“El equipo ha tenido las ocasiones necesarias para haberse puesto por delante en el marcador”, señala Morilla, que ha querido destacar que “estoy contento con el trabajo de los chavales” ya que “el juego ha faltado, pero no la disputa”.

Con respecto a la mala racha del equipo, Morilla ha afirmado que “claro que preocupa, pero el fútbol son rachas”. Además, el técnico ha señalado que “ha sido un partido diferente al del Murcia y el Cartagena” y que “ellos (los jugadores del Badajoz) están habituados a pelear las segundas jugadas y ahí nos han ganado”.

Además, el técnico ha expresado su preocupación ante la falta de gol y asegura que “si hay que trabajar la finalización, habrá que trabajarla y que los futbolistas cojan confianza”.

MAL SABOR DE BOCA DE JUAN MARRERO

Por su parte, el entrenador del Badajoz, Juan Marrero, ha restado importancia al césped, afirmando que “está espectacular para jugar” y señalando que “no es excusa para jugar mejor o peor”. Además, el técnico ha explicado que “este campo es habitual y, en Los Cármenes, el campo es más grande y hay más afluencia, por lo que un filial puede estar más motivado”, como argumento a su rechazo a jugar en el estadio del Zaidín.

En referencia al resultado, Marrero se va “con mal sabor de boca”, ya que “pienso que se han perdido dos puntos”. “Prefiero ganar aunque encaje goles”, ha sentenciado, restando importancia a la portería a cero.

Con respecto al rival, el entrenador pacense ha declarado que “el Granada B es un equipo con juventud y calidad, pero le ha sorprendido nuestra presión tras pérdida”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *