Martes, 22 Agosto, 2017

            

Padres de Ogíjares promueven un inicio de curso con las aulas vacías

La asociación de padres y madres de alumnos Cervantes del colegio Francisco Ayala de Ogíjares (Granada) ha acordado promover que los niños no acudan a clase el día del inicio de curso escolar en protesta por el recorte de líneas y la falta de mejora de las instalaciones

Alumnos del CEIP Francisco Ayala de Ogíjares | Foto: AMPA Cervantes
E.P.


image_print

Según ha informado a Europa Press la secretaria del AMPA Cervantes, Nanny Castilla, los niños, acompañados de padres y hermanos mayores, cortarán la calle Parras por la que se accede al colegio porque “no nos han solucionado prácticamente nada” desde la Junta pese a anteriores protestas.

Castilla ha confiado en implicar a “todo el colegio” en una acción reivindicativa con actividades lúdicas y educativas en la calle en la que los chavales pintarán un papel continuo con motivos alusivos a la educación.

Se mostrarán dibujos que hicieron en concentraciones anteriores, llevando la protesta hasta el “descampado” al que dan las aulas prefabricadas por el cual, según ha indicado Castilla, los menores tienen que pasar cada día para entrar al colegio entre excrementos de perros y vehículos pues en ese punto no se corta el tráfico como en la entrada principal del centro escolar.

La acción, que se grabará en vídeo para su difusión en redes sociales, se llevará a cabo el día 13 de septiembre, cuando comienza el curso escolar en Ogíjares, mientras que el día 12 los padres del AMPA Cervantes se concentrarán junto con profesores interinos a las puertas de la Delegación de Educación de la Junta en Granada.

Las movilizaciones continuarán en “semanas alternas”, según lo decidido en la reunión mantenida por el AMPA Cervantes el pasado miércoles.

La última propuesta de la dirección del centro para contar con un profesor de apoyo no “convenció” a los padres que apuestan por el “desdoble” de la línea que tiene concedida el centro para el primer curso, ha explicado la secretaria del AMPA Cervantes.

En un comunicado, esta asociación explicó que las reivindicaciones que este verano protagonizaban “contra la masificación en las aulas” obtuvieron una respuesta “tardía e insatisfactoria” por parte de la Delegación Territorial de Educación de la Junta en Granada.

Frente a la solicitud de los padres para el mantenimiento de una línea de quinto de Primaria y el desdoble de la única línea de primero y mejoras en “las precarias instalaciones del centro”, recibieron una réplica en la que se desestimaba el desdoble de las líneas pues, según la normativa vigente de la Junta de Andalucía citada en el mismo comunicado, la ratio por unidad es de 25 niños, más el 10 por ciento si la administración lo considera conveniente, lo que dá un total de 27,5 alumnos.

Según ha explicado Castilla, en las dos líneas de quinto en la que se sobrepasó el límite se han producido “bajas” por el descontento de otros padres, y en primero se ha mantenido la superación de la ratio con el “agravante” de que hay casos de “niños que necesitan atención especial”, criticando además que “no sabemos nada sobre la situación de las aulas prefabricadas y el comedor”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *