Sábado, 21 enero, 2017

Minas de Alquife, a la espera de Autorización Ambiental para iniciar el proceso que posibilitará su apertura

Este dictamen incluía más de doscientas condiciones de carácter ambiental obligatorias para el promotor, en el marco ambiental en el que debe desarrollarse el proyecto

Foto: archivo


image_print

La empresa Minas del Alquife S.L., que promueve la reapertura de esta explotación minera en la Comarca del Marquesado del Zenete (Granada), está a la espera de la concesión definitiva de la Autorización Ambiental Unificada (AAU), que otorga la Junta de Andalucía, para elaborar el plan que le permitirá iniciar actividad, prevista para este año, si los plazos lo permiten.

Así lo han señalado a Europa Press fuentes de la compañía, que han recordado que fue el pasado mes de noviembre cuando la Consejería Medio Ambiente y Ordenación del Territorio emitió el dictamen para el inicio de este trámite, considerando ambientalmente viable esta iniciativa, siempre que se ejecutase y desarrollase de acuerdo a las actuaciones y medidas incluidas en el proyecto y en el estudio de impacto ambiental.

Este dictamen incluía más de doscientas condiciones de carácter ambiental obligatorias para el promotor, en el marco ambiental en el que debe desarrollarse el proyecto, y recogía la respuesta razonada a las alegaciones realizadas durante el trámite de información pública.

La concesión definitiva de la AAU permitirá cerrar a la empresa todo el trámite minero e iniciar la elaboración del llamado ‘Plan de Labores’, para lo que dispondrían de un plazo de seis meses que no tendría por qué agotarse. Así, los plazos dependen de esta concesión, aunque la compañía quiere ser “optimista” y creer que va a cumplir su programa para iniciar la actividad en este año.

Por otro lado, y en lo que respecta a la salida de mineral, la empresa ha planteado la posibilidad de exportar por carretera del mineral de hierro a través del Puerto de Carboneras (Almería), después de que la primera opción, que era Almería, se tuviera que descartar por oposición política.

De hecho, el alcalde de Almería, Luis Rogelio Rodríguez-Comendador, ya mostró su negativa a que las minas exportaran el minera por el Puerto de la ciudad, y el Congreso también indicó su rechazo a esta posibilidad.

En la memoria ya elaborada contempla hasta nueve alternativas para el transporte y destino del mineral por mar, de las que ocho dan salida de la materia prima a través de puertos almerienses y una lo hace a través del puerto de Motril (Granada).

La previsión es que la firma invierta 200 millones de euros en la puesta en marcha de la explotación, que estará operativa durante un periodo de 20 años y que podrá generar un total de 350 empleos directos y otros 1.400 indirectos, con una producción anual de cuatro millones de toneladas de hierro.

Las Minas de Alquife, declaradas en julio de 2010 por la Junta de Andalucía como Bien de Interés Cultural (BIC) con la tipología de Lugar de Interés Industrial, fueron el mayor centro productor y exportador de hierro en España durante los siglos XIX y XX.

Hasta el cese de su actividad en 1996, acumularon durante casi dos siglos un amplio patrimonio de equipamientos técnicos de explotación, tratamiento y almacenamiento, así como una infraestructura de transporte que incluía una línea ferroviaria hacia el cargadero de Almería.

A todo ello se sumó la red de suministro eléctrico que llevó la luz a la comarca del Marquesado de Zenete y que estaba integrada por distintas fábricas. De ellas, sólo se ha conservado la conocida como Casa de Máquinas del Salto de Agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *