Sábado, 23 Septiembre, 2017

            

Miles de manifestantes rodean otros cuatro ministerios de Tailandia

Los manifestantes antigubernamentales tailandeses han incrementado este martes sus protestas y han rodeado los ministerios del Interior, Agricultura y Cooperativas, Turismo y Deportes, y Transportes, según ha informado el diario tailandés 'The Bangkok Post'.

E.P


image_print

En base a estas informaciones, miles de personas se han concentrado frente a las sedes de Agricultura y Transportes, mientras que los empleados de dichas dependencias han sido informados de que han de volver a casa hasta que se ponga fin a la situación.

Por otra parte, los manifestantes que ocuparon el lunes el Ministerio de Exteriores marco de las protestas contra el Gobierno de la primera ministra, Yingluck Shinawatra, han acordado abandonar el edificio, según ha informado el diario tailandés ‘The Nation’.

El acuerdo ha sido alcanzado durante una reunión entre el líder de las protestas, Nithithorn Lamleua, y varios altos cargos de dicho ministerio. En total, unas 300 personas irrumpieron en el edificio, lo que provocó la suspensión de sus actividades.

En respuesta, Yingluck amplió la Ley de Seguridad Interior para cubrir más zonas de Bangkok, Nonthaburi, justo al norte, y distritos hacia el este, entre ellos en el que se encuentra el principal aeropuerto de la capital.

En un discurso televisado a la nación ante las protestas antigubernamentales, explicó que tomó la decisión “por los acontecimientos en curso”. La ley permite a las autoridades imponer toque de queda, operar puestos de control, restringir movimientos de protesta y actuar de forma rápida si las manifestaciones se descontrolan.

Por otra parte, la primera ministra advirtió de que la ocupación de los ministerios de Exteriores y de Finanzas por parte de los manifestantes antigubernamentales suponen una amenaza para la estabilidad del país.

“Las acciones por parte de los manifestantes que tomaron el Ministerio de Finanzas, el Ministerio de Exteriores (…) del Departamento de Relaciones Públicas para que los funcionarios no puedan hacer su trabajo, amenaza la estabilidad del gobierno”, subrayó.

Así las cosas, prometió que el Gobierno no recurrirá a la fuerza contra los manifestantes que han ocupado los edificios oficiales e instó a los funcionarios a seguir trabajando pese a las protestas.

OCUPACIÓN DE EDIFICIOS OFICIALES

La toma de edificios gubernamentales por parte de los manifestantes, encabezados por el opositor Partido Democrático, sume a Tailandia en su más grave incertidumbre política desde que hace tres años se produjeran violentas manifestaciones.

Los manifestantes acusan a Yingluck de ser una marioneta de su hermano, el exprimer ministro Thaksin Shinawatra, quien fue derrocado en un golpe de Estado militar en 2006 y condenado dos años después por corrupción, cargos que niega. Thaksin en un exilio autoimpuesto pero ejerce una gran influencia sobre su hermana y su gobierno.

“Invito a los manifestantes a quedarse aquí durante la noche en el Ministerio de Finanzas”, señaló a la multitud uno de los líderes de las protestas, Suthep Thaugsuban. “Nuestro único objetivo es librar al país del régimen de Thaksin”, añadió Suthep, un antiguo viceprimer ministro en el anterior gobierno demócrata.

Las manifestaciones han traído a la memoria las protestas de 2008 cuando los ‘camisas amarillas’ contrarios a Thaksin provocaron el cierre de los aeropuertos de Bangkok y retaron a dos gobiernos pro Thaksin, que en último término fueron disueltos por los tribunales.

Thaksin o sus aliados han ganado todas las elecciones en el país en la última década. Desde el golpe de 2006, las sentencias judiciales han derrocado a dos primeros ministros, desmantelado cuatro partidos, encarcelado a tres comisarios electorales y prohibido ejercer a 220 políticos.

El papel del Ejército también será seguido de cerca. El estamento militar ha sido una gran fuerza en la política desde que Tailandia se convirtió en democracia en 1932 y ha estado detrás de 18 golpes de Estado, algunos infructuosos, además de intervenir de forma discreta en la formación de gobiernos de coalición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *