Viernes, 26 Mayo, 2017

Mastercard permitirá pagar con un ‘selfie’

La compañía se apunta a la tecnología biométrica

La digitalización de los pagos se está extendiendo a pasos agigantados


image_print

Mastercard ha anunciado que llevará a cabo un programa piloto con el que se podrán pagar las compras en Internet mediante un ‘selfie’. Este experimento se realizará de forma limitada en otoño y contará con la participación de 500 de sus clientes.

La tecnología biométrica está en pleno desarrollo y la compañía norteamericana no ha querido dejar pasar la oportunidad de usarla en beneficio propio. El proyecto consiste, básicamente, en utilizar esta tecnología para hacer un escaneo y digitalización de la cara, de forma que se crea un código con los patrones de cada persona. Este código es registrado en los servidores y si éstos lo asocian con la tarjeta correspondiente, se puede proceder al pago.

Esta medida de seguridad está enfocada a evitar el fraude y a evitar olvidos, pérdidas y robos de las actuales contraseñas de seguridad que han de usarse para confirmar las transacciones. Según declaraciones recogidas por la CNN, el encargado del departamento de innovación en sistemas de seguridad de Mastercard, Ajay Bhalla, cree que “la nueva generación está interesada en los ‘selfie’… Creo que lo encontrarán atractivo y lo utilizarán”.

 

Junto con esta nueva técnica, la compañía planea probar en el proyecto otros nuevos métodos de seguridad. Con la aplicación para el móvil que Mastercardestá creando, también se podrán confirmar las compras con la huella dactilar pulsando sobre la pantalla, quedándote fijamente mirando el móvil y pestañeando una vez, o incluso con el reconocimiento de la voz.

Mastercard no es la única compañía que está experimentando con el reconocimiento de la cara. Tal y como os informábamos el pasado marzo, la compañía china Alibaba también habría creado su propio software denominado “Smile to pay” (Sonreír para Pagar), con el que permitiría a sus clientes autorizar los pagos móviles gracias a su rostro.

La empresa americana ya ha conseguido el respaldo para sus experimentos de Apple, Samsung, Blackberry, Google y Microsoft. En unos meses se sabrá más de su funcionamiento, pero de momento parece que las grandes compañías tienen en mente un futuro “más seguro” donde este tipo de tecnología esté implementada en los dispositivos de todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *