Sábado, 25 Marzo, 2017

Mas llega al TSJC para declarar por el 9N

La fecha de la comparecencia coincide con la del fusilamiento del presidente Lluis Companys, hace 75 años

Artur Mas a su llegada al TSJC


image_print

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha llegado a las 9.45 de este jueves al Palau de Justicia de Barcelona para declarar ante el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) imputado por la consulta del 9N, arropado por 2.000 personas.

Entre ellas ha estado el Govern en pleno, incluida la también imputada Irene Rigau; la exvicepresidenta Joana Ortega, igualmente imputada; la presidenta del Parlament, Núria de Gispert; Oriol Junqueras (ERC), Raül Romeva (Jxsí), Antonio Baños (CUP) y unos 400 alcaldes convocados por la ACM y la AMI y con sus varas como símbolo del poder municipal– .

En la calle, más de 2.000 personas concentradas le han gritado cánticos como ‘President’, ‘Tots som Mas’, ‘Independència’, ‘No callaréis la voz de un pueblo’, ‘Fuera la Justicia española’, ‘Mas presidente, Catalunya independiente’, ‘Margallo ves al psiquiatra’, y han cantando el himno ‘Els segadors’ y ‘L’Estaca’, con decenas de ‘estelades’ y las pancartas ‘Me autoinculpo’ y ‘#9N som tots’.

Mas comparece como imputado por la organización de la consulta del 9N pese a la suspensión del Tribunal Constitucional (TC), tras rendir homenaje a primera hora de este jueves al expresidente de la Generalitat Lluís Companys en la tradicional ofrenda floral ante su tumba en el Fossar de la Pedrera del cementerio de Montjuïc.

A través de un paseo que también lleva el nombre de Lluís Companys, cortado al tráfico desde primera hora, Mas ha llegado saludando a los manifestantes que han coreado el grito de ‘presidente’ y acompañado por una comitiva encabezada, entre otros, por el líder de ERC, Oriol Junqueras; el cabeza de lista de JxSí en las elecciones, Raül Romeva, Baños, representantes de las entidades independentistas y miembros del Govern.

Al llegar a la altura del Palau de Justícia, Mas se ha parado a aplaudir a los manifestantes y ha subido en solitario las escaleras del edificio parándose nuevamente ante la puerta para volver a saludar a los concentrados –que lo han aplaudido y aclamado–, hacer con la mano el símbolo de las cuatro barras catalana y después entrar solo.

HELENA RAKOSNIK

Minutos antes había llegado a la puerta del TSJC su mujer, Helena Rakosnik, para acompañarlo luego antes de su entrada y también ha lanzado besos a los manifestantes cuando la han aplaudido.

Han formado parte de la comitiva que ha acompañado a Mas al edificio los 400 alcaldes y la presidenta del Parlament, Núria De Gispert, que se ha emocionado y llorado, y se ha abrazado a su antecesor y coordinador del Pacte Nacional del Dret a Decidir, Joan Rigol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *