Miércoles, 20 Septiembre, 2017

            

Los tribunales militares han juzgado a más de 7.400 civiles egipcios desde el 2014

HRW ha manifestado que se han juzgado al menos 86 menores de edad, así como estudiantes, profesores y activistas

Foto: Archivo
E.P.


image_print

La organización no gubernamental Human Rights Watch (HRW) ha cifrado este jueves en 7.420 los civiles egipcios juzgados por tribunales militares desde octubre de 2014, cuando el presidente, Abdelfatá al Sisi, expandió la jurisdicción de estos organismos.

En su comunicado, la ONG ha indicado que la lista, facilitada por la organización Coordinación Egipcia para los Derechos y las Libertades, documenta el uso de la justicia militar en el país para aplastar a la oposición.

“Aparentemente insatisfecho con las decenas de miles de detenidos y los juicios rápidos en masa que no respetaron el proceso debido en nombre de la seguridad nacional, Al Sisi dio barra libre a los fiscales militares”, ha lamentado el subdirector de HRW para Oriente Próximo, Nadim Hury.

“(Al Sisi) Ha devuelto a la justicia militar el poderoso papel que disfrutó en los meses previos a la revolución egipcia, cuando la nación era gobernada por un consejo de generales”, ha recalcado.

La lista facilitada por la organización egipcia no describe los cargos presentados contra los acusados, si bien HRW ha indicado que la mayoría de ellos habrían sido enviados ante los tribunales debido a que Al Sisi puso todas las propiedades públicas bajo jurisdicción militar, y no por ataques contra las Fuerzas Armadas.

Asimismo, ha citado informes periodísticos locales que apuntan a que gran parte de ellos habrían sido acusados de participar en manifestaciones “ilegales” o “violentas”, así como de apoyar o pertenecer a la organización islamista Hermanos Musulmanes.

HRW ha manifestado además que los tribunales militares han juzgado además a al menos 86 menores de edad, así como estudiantes, profesores y activistas, algunos de los cuales sufrieron torturas y desapariciones forzosas.

En total, estos tribunales han emitido un total de 21 condenas a muerte, si bien la organización egipcia ha afirmado que, por el momento, ninguna de ellas ha sido aprobada por la Corte Militar Suprema de Apelaciones.

“El envío de tantos civiles a los tribunales militares es un intento de las autoridades egipcias de dar una pátina judicial a su represión. Estos juicios, que a menudo involucran a cientos de civiles de una sola vez, no son justos ni creíbles”, ha remachado Hury.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *