Miércoles, 29 Marzo, 2017

Los populares llevan una moción al próximo pleno del Ayuntamiento en la que pedirán que se investiguen las palabras despectivas hacia María Francés

Además, el grupo municipal del PP quiere que el resto de formaciones se posicionen sobre el Día de la Toma y, por otro lado, reclamarán a la Junta y Diputación que paguen su deuda con el Consorcio del Centro Lorca

Foto de archivo de la concejala del PP, María Francés | Autor: Archivo GD
Redacción GD - Gabinete


image_print

El grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Granada ha lamentado que el orden del día del pleno de este viernes sirva para constatar lo que vienen tiempo sospechando, “que no hay gestión por parte del nuevo gobierno local y que éste anda más preocupado en reprochar, en la mayoría de los casos sin ninguna base, supuestos errores de quienes le antecedieron, que en sacar adelante asuntos importantes para Granada”.

La portavoz del grupo, Rocío Díaz, ha destacado que al pleno apenas van expedientes, como tampoco se presentaron en las comisiones delegadas. Eso demuestra que el equipo de gobierno ha pasado el mes “buscando fotos o, como sucedió ayer con el secretario de Estado de Infraestructuras, montando una bronca de la que se hicieran eco los medios de comunicación”.

Según apunta, “frente a esta ausencia de gestión, el PP apuesta por seguir trabajando” y en la sesión plenaria del viernes presentará tres mociones. La primera se refiere al Centro Federico García Lorca e incide en que hay “asuntos por resolver que precisan de la unidad institucional”. Preocupa, en ese sentido, la denuncia presentada contra el secretario general de la Fundación Federico García Lorca “y las consecuencias que pueda tener contra los intereses del Consorcio”, así como los pagos pendientes por la construcción del edificio.

Asimismo, Rocío Díaz ha hecho hincapié en que, para el funcionamiento del centro, todas las instituciones deben hacer una aportación ordinaria y que en el año 2016 sólo han cumplido el Gobierno central y el Ayuntamiento, mientras que ni la Junta de Andalucía ni la Diputación Provincial, gobernadas por los socialistas, lo han hecho.

Respecto a la Toma de Granada, la moción reclama que se mantenga como fiesta local “y se reconozca su valor histórico”, algo que “habría sido innecesario de no haber reabierto otras formaciones políticas el debate sobre su celebración”.

Para el grupo popular, se trata de una fiesta “histórica” y su ceremonial ya se recogía en el testamento del rey Fernando el Católico. De hecho, el 17 de junio de 1516, lo que quiere decir hace cinco justo cinco siglos, el cabildo municipal pidió a los testamentarios del rey la espada y la bandera o pendón real.

“Es una fiesta que se ha adaptado a los tiempos y a todo tipo de circunstancias”, ha explicado Rocío Díaz. Por ejemplo, está documentado que se mantuvo entre 1931 y 1936, pero cambiando el ‘Viva el Rey’ por el ‘Viva a la República’. Está “arraigada en nuestra ciudad, el PP siempre la ha defendido y lo seguirá haciendo”.

Por su parte, el portavoz adjunto, Antonio Granados, ha dado a conocer la tercera moción, en la que el PP pide crear una comisión de investigación, integrada por miembros de los diferentes grupos políticos, que aclare las afirmaciones “despectivas y de contenido machista y sexista” que supuestamente hizo el intendente de la Policía Local José Antonio Moreno hacia la concejal popular María Francés durante una clase en la academia del cuerpo local de policía.

El PP quiere llegar “hasta las últimas consecuencias” en ese asunto y entiende que tanto el PSOE, que anunció un proceso de información “pero luego no ha hecho nada”, como el resto de las formaciones políticas deben pronunciarse.

FURGONETA DEL PP

En la misma rueda de prensa, Antonio Granados se ha referido también a la sanción que recibió el martes una furgoneta del PP supuestamente por carecer de seguro. El portavoz adjunto ha aprovechado para pedir que “en estos nuevos tiempos de lobos con piel de cordero, como demostró ayer el alcalde ante el secretario de Estado, denotando con ese gesto populismo, electoralismo y baja altura institucional y política”, no aproveche nadie para hacer “una caza de brujas” contra el PP o contra sus cargos públicos u orgánicos.

Desde el partido se ha aclarado, con toda la documentación pertinente, que lo único que ocurrió fue que la matrícula que figuraba en el seguro no se correspondía con la real, un error asumido por la compañía aseguradora. No hay infracción, el PP ya ha presentado alegaciones y, en todo caso, se trata de una anécdota sin importancia.

No obstante, a Granados le llama mucho la atención que “casualmente” un coche de la Policía Local se pusiera en marcha justo después de que lo hiciera la furgoneta y la parara medio minuto más tarde para imponerle la sanción, como también que “casualmente” el hecho trascendiera a algunos medios de comunicación sólo unas horas más tarde. “Quiero resaltar, para que no se me tergiverse, la profesionalidad de todos los agentes de la Policía Local de Granada, pero me gustaría saber si a todos los medios les informan de todas las sanciones que se imponen con esa celeridad”, ha concluido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *