Domingo, 22 Octubre, 2017

            

Los piratas dicen que cobrarán esta semana y que España devolverá a los detenidos



image_print

Uno de los secuestradores del atunero vasco “Alakrana”, apresado en aguas de Somalia desde el pasado 2 de octubre con 36 marineros a bordo, ha asegurado que cobrarán el dinero del rescate el martes o el miércoles y que tienen el compromiso del Gobierno español de que los dos corsarios que permanecen arrestados en España –Cabdullahi Cabduwily, alias “Abdu Willy”, y Raageggesey Hassan Aji, alias “Raageggesey Hassan Aji”– serán devueltos, según informa “El Mundo” en su edición.

“El embajador de Kenia nos ha dado la garantía del Gobierno español de que los chicos serán devueltos”, indicó un portavoz de los secuestradores en declaraciones a “El Mundo”.

En una conversación en inglés a través del teléfono vía satélite del patrón del barco, Ricardo Blach, este mismo portavoz señaló que recibirán el dinero del rescate –“una cantidad secreta”, según dijo– el martes o el miércoles y entonces liberarán a los marineros secuestrados, 16 de ellos de nacionalidad española.

La “solución”, según el diario dirigido por Pedro J. Ramírez, no implica la puesta el libertad o traslado de los dos corsarios que permanecen detenidos en España pues los secuestradores cuentan con el compromiso del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero de que serán devueltos a su país de origen.  

Cabdullahi Cabduwily, alias “Abdu Willy”, y Raageggesey Hassan Aji, alias “Raageggesey Hassan Aji”, declararán mañana ante el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, quien hoy los procesó por 36 delitos de detención ilegal y robo con violencia y uso de armas.

En el mejor de los casos, según fuentes jurídicas, el juez podría concluir el sumario y elevarlo a la Sala de lo Penal el miércoles, lo que permitiría a la Fiscalía presentar su escrito de acusación el jueves o el viernes. Así, a comienzos de la próxima semana podría dictarse la apertura de juicio oral y antes del viernes 27 el auto de señalamiento.

No obstante, la mayor pena a la que podrían ser condenados los corsarios podría superar los seis años de prisión, ya que la detención ilegal, que el juez les imputa en calidad de autores –y no de cómplices, como pidió su abogado– está castigada con penas de entre seis y diez años de cárcel. Por su parte, el delito de robo con violencia y uso de armas conlleva el ingreso en prisión entre tres años y medio y cinco.

El abogado de los somalíes, Francisco Javier Díaz Aparicio, pidió que sus clientes fueran expulsados de España en virtud de la Ley de Extranjería, al considerar que esta medida puede aplicarse a los reos que sean condenados por delitos inferiores a seis años de cárcel.

No obstante, la Fiscalía de la Audiencia Nacional rechazó alcanzar un acuerdo de conformidad con las defensas de los presuntos piratas somalíes detenidos y pedirá penas que al menos sumarán los 219 años y medio de cárcel. Además, rechazó que puedan ser expulsados en virtud de la Ley de Extranjería ya que esta medida sólo es aplicable a personas condenadas, en total, a menos de seis años de cárcel. “Hacer eso sería un fraude legal”, indicaron las citadas fuentes.

Así, el Ministerio Público solicitará entre seis y diez años de prisión por cada uno de los 36 delitos de detención ilegal que se imputa a los dos somalíes, y entre tres años y medio y cinco por el delito de robo con violencia y uso de armas, lo que supone que su petición oscilará entre los 219 años y medio y los 365 años de cárcel.  

De esta forma, fuentes jurídicas explicaron a Europa Press que la única forma de entregar a “Abdu Willy” y su compañero a Somalia pasaría por que el Consejo de Ministros les concediera el indulto después de ser juzgados o de que se alcanzara un acuerdo con este país para que pudieran cumplir condena en su territorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *