Lunes, 18 Diciembre, 2017

            

Los niños con menos recursos en España se han empobrecido cinco veces más durante la crisis que los más ricos

Save The Children recuerda en su informe que España es de los países de la Unión Europea donde hay una mayor diferencia entre las personas más ricas y las más pobres

Imagen ilustrativa
E.P.


image_print

Los niños con menos recursos en España se han empobrecido un 32 por ciento durante la crisis económica, cinco veces más que los más ricos (6%), según el informe ‘Desheredados’ de Save The Children, presentado este martes 14 de febrero en Madrid, que alerta de entre 2008 y 2015 el número de niños en situación de pobreza severa aumentó en 424.000.

“La lucha por la desigualdad social tiene que empezar por la infancia porque ahí el problema es mucho más irreversible”, ha afirmado el director general de esta ONG, Andrés Conde, que ha alertado de que esta desigualdad “no es algo natural e inevitable, sino fruto de determinadas políticas y se puede corregir con otras”.

Save The Children recuerda en su informe que España es de los países de la Unión Europea donde hay una mayor diferencia entre las personas más ricas y las más pobres, pues las primeras ganan siete veces que las segundas frente a la media de los países de nuestro entorno (5,2 veces). Asimismo, sostiene que ni el sistema de protección social ni el fiscal en España están diseñados para reducir la desigualdad y acabar con la pobreza.

Según ha explicado la directora de Sensibilización y Políticas de Infancia de la ONG, Ana Sastre, una de las funciones del sistema tributario es redistribuir la riqueza, pero ha advertido de que en España los impuestos tienen “limitaciones” para acabar con esta desigualdad porque proporcionalmente gravan más a las personas con rentas más bajas en relación con aquellas de rentas más altas.

“La protección social tampoco les hace salir de la pobreza”, ha aseverado Sastre, para añadir que “España gasta poco y mal”: un 1,3 por ciento del PIB por ciento frente al 2,3 por ciento de la UE y solo el 33 por ciento de los niños oficialmente pobres reciben prestaciones sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *