Sábado, 21 enero, 2017

Los agricultores anuncian movilizaciones para enero si no se concreta la financiación de las canalizaciones de Rules

Joaquín Cabrera: "Nuestra lucha es el agua y lo que hace falta es que ahora estemos todos unidos"

Gabinete


image_print

El salón de actos del colegio Río Verde de Almuñécar reunía anoche en torno a dos centenares de agricultores de Almuñécar y las localidades cercanas, respondiendo al llamamiento de la Asociación Agua para el Campo de las cuencas de los ríos Verde, Seco y Jate, para reivindicar el inicio de las obras de las conducciones del sistema Rules-Béznar.

En su intervención, el presidente de la Asociación, Joaquín Cabrera Torres, hacía un recorrido sobre la necesidad del proyecto como garantía para el futuro de la agricultura en los municipios del valle de Río Verde, haciendo especial hincapié en los reiterados incumplimientos de las administraciones estatal y de la Junta de Andalucía en su realización. “Nuestra lucha es el agua, lo único que queremos es el agua en la cota 400, y lo que hace falta ahora es que estemos todos unidos”.

El Presidente agradeció, en nombre de todos los regantes, la gran labor que está realizando la Comunidad General de Regantes del Bajo Guadalfeo, en defensa de los intereses de los agricultores, a la vez que mostraba su gran preocupación “por la anunciada subida de los costes energéticos que está arruinando al sector”.

“La sequía que estamos sufriendo, la peor en los últimos 50 años, podría llevar incluso a la salinización del acuífero y la pérdida de los cultivos, mientras el agua embalsada se sigue tirando al mar”, incidía Cabrera.

Por su parte, el secretario de la Asociación, Jesús Ruiz Peralta, insistía en “las mentiras e incumplimientos de los grandes partidos”, recordando que “hace dos años nos tomó el pelo un delegado de la Junta, afirmando que las obras empezarían en 45 días”.

“Es una injusticia lo que está ocurriendo con las conducciones de riego de Rules. Esto no pasa en Europa, que se haga una obra de estas características, que ha costado 23.000 millones de las antiguas pesetas para que ahora el agua embalsada se tire al mar”, afirmaba Ruiz Peralta, quien informó que la Comunidad General de Regantes está avanzando en los detalles del proyecto con los técnicos del ministerio, pero sigue sin concretarse la financiación de las obras y “ahora los agricultores tenemos que presionar a las administraciones para conseguirlo. Ahora, todos unidos en una sola voz: agua para el campo”.

Tanto el secretario de la Comunidad de Regantes de Río Verde, José Antonio Bustos, como el presidente de Aprodate, Juan Camacho, intervinieron manifestando su apoyo a las justas reivindicaciones de los agricultores, así como a las acciones que se emprendan.

La Asociación Agua para el Campo anunció la convocatoria de una reunión para la segunda quincena de enero, para en su caso, iniciar un calendario de movilizaciones si no se ha concretado la financiación del proyecto y los plazos de ejecución de las obras.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *