Lunes, 16 Julio, 2018

            

“Le han asustado en su propia casa por el simple hecho de ser homosexual” | Vídeo

Una joven de Granada relata la historia de su hermano, quien recibió hace tres semanas una carta anónima con amenazas y descalificativos por el hecho de tener una orientación sexual 'diferente'| En 2017, la Oficina del Defensor de Granada atendió 11 casos de delito de odio

Inmaculada durante la rueda de prensa en la que contó la historia de su hermano | GD
Ángela Gómez | Imagen: GD


image_print

Con voz y manos temblorosas, Inmaculada se atrevió ayer a contar a los medios de comunicación lo que hace tres semanas le pasó a su hermano. No ha sido fácil para ella dar el paso porque, aunque su hermano es el protagonista de esta triste e injusta historia inadmisible en el siglo en el que vivimos, el hecho ha causado mella en ella y en el resto de su familia.

Recibió bajo la puerta de su casa una carta en la que se insultaba y le intentaban amedrentar con una serie de descalificativos como “perverso”, “vicioso”, “sodomita” e, incluso, “enfermo”. La misiva también le amenazaba y le ‘invitaba’ a mudarse a otro país. “Simplemente por el hecho de ser homosexual, por tener una orientación sexual diferente“, añadía su hermana este lunes acompañada del Defensor del Ciudadano de Granada, la institución municipal que está ayudando a esta familia ante este delito de odio, después de haber sido denunciado a la Policía, que tiene abierta una investigación para dar con el autor o autora de esa indeseable carta.

“Mi hermano lo pasó realmente mal e, incluso, tuvo miedo y no fue a su casa durante varios días”, relataba la joven. “Por suerte, nunca estuvo solo. Nos tenía a nosotros, su familia, y a sus amigos”, añade. Sin embargo, Inmaculada reflexiona. “Le llega a pasar a otra persona con más inseguridad o sin apoyos en su vida diaria…”, sopesa esta chica.

Inmaculada quiso dar ayer el paso de sensibilizar con la historia de su hermano al resto de la ciudadanía. Lo hizo con la convicción de que su testimonio es vital para animar a otras personas que pueden estar pasando por lo mismo a dar el paso, a denunciar. “Hay que ser fuerte. No hay que tener miedo. Hay soluciones y siempre hay personas que te van a echar un cable”, afirmó la joven. En esa frase, Inmaculada miró a Luis, quien también acudió a la rueda de prensa. Él ha sido esa persona que, sin conocerla de nada, se entregó a la causa y ha ayudado mucho a estos hermanos que, de la noche a la mañana, se sintieron de algún modo amenazados.

“Cuando leí la carta no daba crédito. Estoy acostumbrado a ver casos de delito de odio de unas personas a otras por tener una orientación sexual diferente. Pero a este nivel, con esa carta tan directa, nunca”, relata Luis, este joven que desde hace un tiempo está metido en el tema y lucha por paliar estas situaciones de intolerancia en Granada. “Denunciar es vital. Hay puntos de información y mecanismos para hacerlo”, afirmó en varias ocasiones. “Lo último que hay que hacer es callarlo o no darle importancia”.

Si no puede visualizar el vídeo, haga clic aquí:

En 2017, la Oficina del Defensor del Ciudadano de Granada, con Manuel Martín a la cabeza, ha registrado once casos de delito de odio, discurso de odio y discriminación, “el doble que en 2016”, apuntaba Martín, aunque, a preguntas de los periodistas, este incremento no es sinónimo de que pueda haber más casos de discriminación en Granada, sino que también puede responder a más personas que se han atrevido a denunciar su situación en su oficina. “Estos son los casos que nos han llegado directamente a nosotros. Imagino que la Policía tendrá más denuncias”, señalaba.

De esos once casos que han ocurrido en Granada, cinco son por orientación sexual ‘diferente’, tres por cuestiones racistas, uno por discapacidad y tres por prácticas y creencias religiosas. Detrás de estos lamentables episodios no hay bandas y grupos organizados como algunos pueden pensar, afirmó ayer Martín. “Yo no soy quién para revelar las investigaciones policiales, pero detrás de estos actos no hay bandas organizadas, sino que son hechos que ocurren en el mundo, en España y en Granada, lamentablemente”.

“Todos en algún lugar o momento, somos diferentes. Es totalmente inaceptable que se den estas situaciones”, expresaba Martín, quien animó a que, como Inmaculada, las personas que se vean envueltas en este tipo de situación o que conozcan a otras que estén pasando algo parecido, den el paso de contarlo, de denunciar, “porque según un estudio, entre el 60 y el 90 por ciento de las víctimas no suelen denunciarlo. Hay una falsa creencia al respecto. La gente piensa que visibilizar este problema no sirve de nada, y eso no es cierto”, apostilló.

En la actualidad, además de la pertinente denuncia a la Policía, la ciudad cuenta con varios puntos de atención para ayudar a las víctimas como, por ejemplo, el punto de atención LGTBI, que se prestará desde la Oficina del Defensor del Ciudadano, la cual también atiende cualquier tipología de este tipo de delitos o discriminaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Centro de preferencias de privacidad

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?