Domingo, 28 Mayo, 2017

Las pruebas de ADN confirman que la joven hallada muerta en Barcelona es la desaparecida en Motril

El avanzado estado de descomposición en el que se encontraba el cuerpo obligó a la Policía Nacional a solicitar a los familiares que se realizaran análisis para compararlos con los del cadáver.



image_print

Las pruebas de ADN realizadas al cuerpo hallado en un piso de Barcelona a comienzos de este mes han determinado que se trata de la joven de Motril (Granada) María Fenety Jiménez, cuya madre denunció su desaparición el pasado 4 de octubre, según han confirmado fuentes judiciales de la Ciudad Condal.

El avanzado estado de descomposición en el que se encontraba el cuerpo obligó a la Policía Nacional a solicitar a los familiares que se realizaran análisis para compararlos con los del cadáver. La lejanía de los padres de esta joven de 27 años –ella vive en Motril y el padre en Canarias– y el estado del cuerpo retrasaron las investigaciones, han relatado a Europa Press fuentes policiales.

Aunque todo apuntaba a que se trataba de María Fenety Jiménez, incluso por el hallazgo de varios documentos a su nombre en la vivienda donde fue encontrada, ha pasado un mes hasta que se han confirmado los resultados y se han dado a conocer a los familiares a través del juzgado número 33 de la capital catalana. Se prevé que en los próximos días se conozca el destino final de los restos mortales de la joven.

Las investigaciones policiales llevaron a los agentes hasta un piso en la capital catalana donde encontraron el cadáver. Aunque la Policía Nacional y el Instituto Anatómico Forense aún no se han pronunciado al respecto, los primeros indicios apuntaban a que el fallecimiento se produjo a causa de la epilepsia que María Fenety sufría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *