Miércoles, 29 Marzo, 2017

Las Olimpiadas Rurales ponen punto final al Festival de Otoño en Güéjar Sierra

La programación de este año se ha visto reforzada esta edición con más actividades sobre cultura medio ambiental, artes escénicas, deporte y tradición en el espacio rural.

Gabinete


image_print

El Ayuntamiento de Güéjar Sierra a través de la concejalía de Turismo ha clausurado la segunda edición del Festival del Otoño tras un fin de semana cargado de actividades, todas ellas destinadas a promover una educación ambiental y sostenible. Bajo esta premisa, la programación del festival otoñal ha aglutinado más de una treintena de propuestas que ponen en valor la esencia del ámbito rural a través de las tradiciones, la agricultura, la ganadería, o la cultura popular como modelo de desarrollo futuro en el entorno protegido de Güéjar Sierra.

“El Festival de Otoño se ha renovado este año con el deseo de concienciar y sensibilizar a los jóvenes en la necesidad de seguir innovado en sintonía con nuestro medio, indagando en nuevas propuestas empresariales a partir del uso planificado y bien gestionado de nuestros recursos naturales para seguir creando empleo y riqueza”, manifestó la teniente alcalde y responsable municipal en la organización, Estela González.

Para conocer cómo alcanzar este desarrollo sostenible, la iniciativa ha contado con la colaboración de jóvenes empresarios así como de particulares y asociaciones, quienes a través de su propia experiencia mantuvieron diferentes charlas y exposiciones con el público asistente. “Hemos confiado en el testimonio de quiénes ya han puesto en marcha proyectos empresariales en este ámbito, para que compartan todo lo aprendido y enseñen a las nuevas generaciones cómo sacar partido a lo que nos rodea”, explicó González.

La conversión a la agricultura y ganadería ecológica, los cultivos alternativos como el cáñamo y sus posibilidades, la producción y cosecha de esencias en ecológico, el deporte en la naturaleza, la reforestación o la importancia de la mujer en el desarrollo de los pueblos, han sido algunas de las temáticas escogidas por los ponentes para este II Festival del Otoño. La jornada teórica se complementó con la salida senderista al Calar en compañía del arriero Jesús Labajo y sus burros Sierrita, Charcón y Nevero.

Además de estas actividades, también se han organizado diferentes talleres prácticos con los que se han rescatado algunos oficios y tradiciones que aún perviven en los espacios rurales como la fabricación de quesos artesanal, la conserva, las labores del herrador o el albardonero. “Todas las exhibiciones así como las manualidades o los masajes con aromaterapia otoñal que se realizaron en la Plaza Mayor causaron gran expectación, sobre todo en los más jóvenes y los visitantes que decidieron acercarse a nuestro pueblo este fin de semana”, apuntó la concejala de Turismo, Estela González.

Al evento, tampoco faltó la tradicional ‘tostoná’ de castañas güejareñas con más de 80 kilos de este fruto otoñal asados al fuego en la Plaza Mayor.

Por último, el cierre al festival lo protagonizaron el centenar de participantes de las I Olimpiadas Rurales de Güéjar Sierra. La lucha por el Azahón de oro hizo disfrutar a grandes y pequeños a través de un circuito recreativo que se desarrolló en los alrededores del Pabellón Deportivo “Vereda de la Estrella”. Juegos como el soga-tira, la carrera de recogida de papas en surco, el pilón de cajas, la tanganica, el lanzamiento de azahón o la carretilla humana, pusieron la nota humorística al último día del Festival del Otoño

“El festival ha estado impregnado por la sensibilidad, responsabilidad, la cultura y la forma de vivir de todos aquellos que han colaborado y participado en él, por ello desde el Ayuntamiento estamos muy satisfechos de su resultado y esperamos que el próximo año este encuentro otoñal siga consolidándose en nuestro espacio rural”, ha concluido Estela González.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *