Jueves, 25 Mayo, 2017

La riqueza de las familias vuelve al nivel previo a la crisis

Tras crecer un 19% en el segundo trimestre

E.P.


image_print

La riqueza financiera neta de las familias española alcanzó los 922.640 millones de euros en el segundo trimestre de este año, lo que supone un crecimiento del 19% respecto al mismo periodo del año anterior y se sitúa en niveles previos a la crisis económica, dado que es la cifra más alta desde 2007, según datos del Banco de España.

De esta forma, la riqueza de los hogares está aún por debajo de los 984.643 millones de euros del año 2007, pero muy por encima de los 742.194 millones de 2008, año a partir del cual comenzó a subir la riqueza de las familias hasta situarse en los niveles actuales.

Por el contrario, la deuda de los hogares se ha situado en el segundo trimestre en 879.803 millones de euros, lo que supone un 5,4% menos que en el mismo periodo de 2012, por lo que es la cifra más baja desde 2006, cuando alcanzó los 843.771 millones de euros.

Los activos financieros totales de las familias, antes de descontar la deuda que poseen, han alcanzado en el segundo trimestre 1,802 billones de euros, un 5,7% más que en el segundo trimestre del año anterior.

MÁS DINERO EN DEPÓSITOS Y EN ACCIONES.

Del total de la riqueza de las familias, la gran parte de los ahorros de los hogares se encuentra en efectivo y depósitos, 877.952 millones de euros, casi un 5% más que hace un año; mientras que en acciones y participaciones las familias españolas atesoran un total de 555.111 millones de euros, lo que supone un 10% más que en el mismo periodo del año anterior.

En reservas técnicas de seguros, que suman 276.536 millones de euros, y en valores distintos de acciones, con 34.111 millones de euros, las familias han reducido en un 6,1% y en un 55%, respectivamente, su participación.

Por el lado de las deudas, de los 879.803 millones de euros que debían las familias españolas a finales del segundo trimestre del año, la mayoría de estos pasivos eran préstamos, por importe de 817.093 millones de euros, un 4,8% menos.

Dentro del total de créditos, los que tienen un vencimiento a corto plazo repuntan ligeramente respecto a hace un año (+ 1,3%), hasta los 36.531 millones de euros, mientras que los créditos a largo plazo se reducen, en cambio un 5%, hasta los 780.563 millones, si bien siguen copando todavía la mayor parte de la deuda de los hogares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *