Jueves, 19 enero, 2017

La ‘rebelión’ de los ediles populares de la Alpujarra les cuesta un expediente informativo

El partido ha citado a los seis ediles que votaron a favor de las mociones socialistas y rompieron así la disciplina de voto

El presidente de la Diputación, durante un acto en la sede popular


image_print

El PP de Granada ha abierto un expediente informativo después de que varios ediles de la formación hayan apoyado en los plenos de sus respectivos ayuntamientos una moción en la que se rechaza el procedimiento seguido por la Diputación, gobernada por este partido, para lograr la declaración de la Alpujarra como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

El secretario general del PP, Santiago Pérez, ha precisado a preguntas de los periodistas que el partido quiere escuchar la versión de las personas que han roto la disciplina de voto y a partir de ahí “actuará en consecuencia”. Por ello, ha citado la próxima semana a los seis portavoces de los municipios afectados.

Estas declaraciones se producen después de que el diputado provincial de Turismo, Francisco Tarifa (PP), anunciara el martes su dimisión por la “situación política” generada en torno a la candidatura de La Alpujarra para su declaración como Patrimonio Mundial, después de que varios ayuntamientos de la comarca hayan aprobado, con el apoyo en algunos casos de concejales del PP, una moción en contra del proceso impulsado por la Diputación.

Preguntado sobre si han existido fallos de comunicación o algún error por parte del partido que haya derivado en que estos ediles hayan apoyado esta moción contraria a la candidatura, el secretario general del PP ha reconocido que ha podido “haber errores” porque “somos humanos”, aunque en todo caso no sería una cuestión del partido, sino de la institución que impulsa la iniciativa, esto es, la Diputación provincial.

De hecho, ha mantenido que hay ediles implicados a los que “les engañaron”, al decirles por ejemplo en uno de los casos que si la Alpujarra es Patrimonio de la Humanidad no se podrán ampliar negocios y existiría una “sobreprotección”, algo que a su entender “no está fundado”.

Desde el punto de vista institucional ha considerado que será la Diputación quien deba valorar cómo se han desarrollado las cosas y en lo que respecta al partido ve evidente que “se ha roto la disciplina de voto”.

Tarifa afirmó el martes tras anunciar su dimisión que se sentía “traicionado por unos compañeros que no conozco demasiado, por un PSOE que ha hecho lo imposible para que esto no salga adelante y me voy convencido de que esta cabeza de turco pueda servir para que se sienten, reflexionen y se consiga esta declaración”, ha indicado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *