Jueves, 14 Diciembre, 2017

            

La Policía Nacional mantiene abiertas dos investigaciones oficiales por las muertes en los calabozos de la Comisaría de Motril

El Subdelegado del Gobierno pide al PSOE que no saque conclusiones sin tener conocimiento de los hechos

Policía Nacional
E.P.


image_print

El subdelegado del Gobierno en Granada, Francisco Fuentes, ha informado esta mañana que la Policía Nacional está investigando por dos vías distintas las muertes ocurridas esta última semana en los calabozos de la Comisaría de Policía de Motril. La primera investigación está dirigida por la Comisaría General de Seguridad Ciudadana y ha contado con la inspección por parte de agentes de esta unidad de las instalaciones donde han ocurrido los hechos. La segunda investigación es por cuenta de la Comisaría Provincial de Granada. A estas dos investigaciones se le sumará una nueva inspección prevista para el próximo lunes a cargo de la Secretaría de Estado de Seguridad.

Francisco Fuentes confía en que estas investigaciones, junto a la judicial iniciada tras la visita de la comisión judicial los días 9 y 12 de septiembre, fecha de los fallecimientos, permitirá confirmar que los protocolos de control y custodia funcionaron conforme a lo establecido. “Hasta entonces es oportuno pedir prudencia y rechazar manifestaciones como las realizadas en las últimas horas por una diputada del PSOE, cuestionado la seguridad de las instalaciones policiales y la correcta aplicación de los protocolos establecidos para la custodia de detenidos sin tener conocimiento exacto de los hechos”, afirma el subdelegado.

Ante el anuncio realizado esta mañana por el representante del Partido Socialista respecto de la petición de explicaciones al Ministerio del Interior, el subdelegado ha insistido en que desde el mismo momento de los incidentes se pusieron en marcha los mecanismos establecidos para investigar ambas muertes. “Las investigaciones se iniciaron de inmediato, así que pueden confiar en que el Gobierno ha estado pendiente de lo ocurrido desde el primer momento”, ha manifestado.

Francisco Fuentes ha señalado que los protocolos de control y custodia están perfectamente definidos en todas las comisarías de Policía Nacional. Los fallecimientos se produjeron los días 9 y 12 de septiembre y no guardan relación entre sí salvo porque se trata, según los primeros indicios, de dos suicidios. La Comisaría de Motril cuenta con un sistema de video vigilancia del pasillo donde se encuentran ubicados los calabozos y dispone de un servicio de seguridad permanente para el control de las instalaciones y las personas allí ingresadas bajo custodia policial.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *