Miércoles, 13 Diciembre, 2017

            

La Policía Nacional detiene a cuatro personas por sustraer frutos tropicales

Han sido recuperados más de 200 kilos de frutos tropicales (Chirimoyas y aguacates), que los presuntos autores intentaban sustraer de dos fincas próximas a la localidad de Motril

Chirimoyas incautadas en otra operación de la Policía


image_print

Agentes de la Policía Nacional, dentro de la operación chirimoya establecida por la Comisaría de Motril para prevenir los robos de productos hortofrutícolas, han llevado a cabo dos intervenciones en el trascurso de la pasada semana, donde han sido detenidas cuatro personas, tres hombre y una mujer, de edades comprendidas entre los 48 y 58 años, acusados del intento de sustracción en dos fincas sitas en la localidad costera de Motril (Granada), de más de 200 kilos de chirimoyos y de unos 20 kilos de aguacates, frutos que fueron devueltos a sus legítimos propietarios. La colaboración ciudadana en una de las intervenciones fue de gran importancia para localizar y dar con el paradero de los presuntos autores del asalto a una de las fincas hortofrutícolas.

La primera de las operaciones se desarrollo gracias a la colaboración ciudadana, donde tres personas tenían presuntamente preparadas para llevarse unos 200 kilos de chirimoyas envasadas en bolsas junto a una valla que previamente habían dañado para acceder al interior de la finca. Al verse descubiertos huyeron del lugar dejando abandonadas las diez bolsas con chirimoyas.

Tras la denuncia del perjudicado los agentes abrieron una investigación que culminó con la identificación y posterior detención de los presuntos autores, dos hombres y una mujer que ya contaban con antecedentes policiales.

Una patrulla que se encontraba en funciones de prevención localizó a un varón in fraganti saltaba la valla de dos metros de altura de la zona perimetral de una finca, al tiempo que portaba en una de sus manos una bolsa con más de 20 kilos de aguacates. Al percatarse de la presencia policial emprendió una veloz huida a pie al tiempo que arrojó los frutos al suelo.

Los agentes descendieron del vehículo y tras una persecución a pie lo localizaron escondido entre la maleza, tratándose de un hombre que carecía de antecedentes policiales y que fue detenido y trasladado a dependencias policiales.

Las actuaciones se encuadran dentro de la llamada “Operación Chirimoya 2014, donde por parte de la Comisaría de Policía Nacional de Motril se están llevando a cabo diferentes dispositivos especiales, tanto diurnos como nocturnos, con el fin de dar una respuesta rápida y eficaz a las demandas planteadas por las Asociaciones de Agricultores con respecto al robo de productos hortofrutícolas durante la campaña de recolección.

La Policía Nacional aconseja que cuando se observen en las zonas de cultivo personas ajenas al entorno lo pongan sin dilación en conocimiento de la policía a través del 091, anotando aquellos datos que aunque parezcan insignificantes pueden ser útiles para la posterior localización de los presuntos autores.

Agentes de la Comisaría de Motril de Policía Nacional llevaron a cabo las intervenciones y detención de los presuntos autores, los cuales fueron puestos a disposición de las autoridades judiciales competentes de Motril (Granada).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *