Martes, 19 Junio, 2018

            

La oposición ‘asfixia’ al Gobierno local

El PSOE tendrá que lidiar con el resto de grupos municipales para la aprobación de los presupuestos para 2018, después de que la mayoría le hayan vetado su propuesta de ordenanzas fiscales y el expediente del IBI

Imagen de archivo del alcalde de Granada, Francisco Cuenca, y el concejal de Economía, Baldomero Oliver | Archivo GD
Ángela Gómez


image_print

No le va a resultar fácil al Gobierno local conseguir el apoyo del resto de concejales de la Corporación Municipal después de que los grupos municipales le tumbaran en bloque su propuesta de ordenanzas fiscales el pasado 22 de diciembre y, ayer, la mayoría de ellos, su propuesta para el IBI.

El concejal de Economía y el portavoz del Gobierno local, Baldomero Oliver, admitió que su partido, que busca aprobar el presupuesto municipal antes de marzo, se enfrenta,  “visto lo visto”, a un reto complicado. Baldomero Oliver aseguró a los medios que antes de que acabe enero presentará a los grupos el borrador del proyecto, aunque si los grupos municipales siguen la inercia de estos últimos meses, la negociación para cuadrar el presupuesto se torna casi misión imposible, a pesar de haber un plan de ajuste aprobado para menguar el remanente negativo de Tesorería que asciende a 90 millones de euros.

Los votos en contra en el expediente del IBI de los concejales del PP, de Ciudadanos y el de Marta Gutiérrez, concejal de ‘Vamos, Granada’, que consideran que el Ayuntamiento debe basar ese plan de ajuste en una reducción de los gastos, mas que en conseguir ingresos a través de la vía del impuesto, dificultarán los planes del equipo socialista que organizó este plan de ajuste para, según ha apuntado Oliver, reducir la deuda a través de dos porcentajes diferenciados: un 15% de los esfuerzos irán destinados a conseguir ingresos, y un 80% de las medidas para conseguir reducir el gasto.

“Esperaré las propuestas de los grupos para intentar sacar adelante dicho presupuesto, pero a la vista de lo que ha pasado hoy y de lo que pasó el 22 de diciembre con las ordenanzas fiscales, la voluntad de negociación de llegar a acuerdos es nula o inexistente”, señaló el concejal de Economía a los medios después del pleno extraordinario en el que echaron para atrás su propuesta para intentar que la subida del IBI se quedara en un 3 por ciento para las familias y los pequeños y medianos comercios de la ciudad. Paco Puentedura (IU), Pilar Rivas y Luis de Haro (‘Vamos, Granada’) fueron los únicos concejales que le dieron una oportunidad para debatir ese expediente, que permitía alegaciones,  con su abstención en la votación. “Estamos en un panorama de elecciones a la vista”, apostilló el concejal de Economía, quien lamentó que fuese Granada “la que esté pagando el pato” por dictámenes “que vienen de arriba”.

“La decisión de no debatir los tipos del IBI nos priva de casi dos millones y medio de euros que podríamos haber incorporado a este presupuesto, así que tendremos que buscar un plan ‘B’, y no va a ser fácil”. “Todo tiene un límite”, apostilló. Con esta frase, Baldomero Oliver se refería a que “centrar todo el esfuerzo en reducir los gastos puede perjudicar a las empresas contratadas por el Ayuntamiento y afectar a algunos servicios de la ciudad. “Por tanto, hay que buscar ese equilibrio y creíamos que esta propuesta cumplía el requisito, que no era otro que minorar el impacto que va a tener la subida del valor catastral de los bienes inmuebles para todos los ciudadanos, y hubiéramos favorecido a aquellos que generan empleo. Pero estas son las posiciones electoralistas de algunos partidos y el quedar bien quedar con las grandes empresas”, señaló a los periodistas.

 

Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. La apuesta de Vamos y de su representante -la que ha decidido el partido- la sra. Gutiérrez, era por no subir IBI a la mayoría de los granaínos si los más ricos pagaban el doble. Unos quinientos edificios de los muchos miles de la capital serían los de la subida. Ahora, si no llegan a un acuerdo se aplica la norma prevista, que es la medida que mejor conviene a Cuenca. O sea, el alcalde miente.

Centro de preferencias de privacidad

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?