Jueves, 20 Julio, 2017

            

La necesidad de un Rochina en crecimiento

El centrocampista valenciano volverá al once titular tras cumplir ciclo de amarillas la última jornada

Rubén Rochina pugna un balón | Foto: Alex Cobreti
Daniel Sánchez-Garrido | @Danisgr


image_print

Rubén Rochina volverá ante el Getafe, si nada extraordinario lo impide. Tan solo ha sido un partido, pero se le ha echado más de menos que nunca. El valenciano se ha convertido en el hombres más importante de Sandoval. Por él pasa todo el juego ofensivo del equipo, desde sus botas nacen las ocasiones. El caudal cesa su ritmo cuando él no está sobre el terreno. Por arriba lo notan. Success se desesperó ante el Eibar, y Peñaranda terminó por romperse.

Rochina ha logrado encontrar su sitio a base de trabajo, calidad y aceptar un rol que no tenía dueño en el equipo. La magia, el último pase, le creatividad y la diversión sobre el campo. Él tenía las condiciones, y tras muchas jornadas como suplente encontró el camino. Ante el Málaga, saliendo desde el banco, señaló el camino del empate con un golazo de cabeza. Ya nadie lo quitó del once.

Con la lesión de Krhin adoptó una posición nueva para él sobre el campo. Centrocampista puro, teniendo que sacrificarse en defensa y aportando en ataque. Desgaste físico que le ha llegado a pasar factura, pero le ha permitido afianzarse. Con el regreso del esloveno, el damnificado fue Márquez, en favor de Rochina, que subió su posición algún metro para estar más cerca de los dos ‘niños de oro’. El entendimiento entre los tres se vio ante el Sevilla en lo que fue un partidazo de un tridente esperanzador.

El ex de Blackburn, Zaragoza o Rayo Vallecano llegó la pasada temporada pasada como uno de los grandes fichajes del club para el presente y el futuro. Las lesiones no le dejaron mostrar su potencial, y tampoco el llegar a entenderse ni con Caparrós o Resino. No fue hasta la llegada de José Ramón Sandoval cuando Rochina encontró su mejor nivel. Los cuatro partidos que dirigió el de Humanes le bastaron para mostrar su capacidad para inventar. Como ejemplo, un gol desde el centro del campo en Anoeta.

SUS NÚMEROS MEJORAN

Esta temporada ha mejorado sus números, a pesar de que todavía llevamos media vuelta. Contabiliza 18 partidos disputados, doce de titular y seis de suplente. En el apartado goleador suma dos tantos. Uno fue ante el Eibar, en el debut liguero, y el otro es el mencionado anteriormente ante el Málaga.

La temporada pasada tan solo jugó en todo el campeonato 19 partidos. Doce saliendo de la partida y siete desde el banquillo. El curso lo terminó con dos goles.

Sin Peñaranda, será fundamental su aportación ofensiva al equipo, más necesitado que nunca de una victoria para seguir vivos. El-Arabi será el sustituto del venezolano, junto a Isaac Success. Ellos dos esperarán los balones de un jugador que crece cada partido que juega. Su entrenador, aquel que le devolvió la sonrisa, apura sus opciones de sentarse en el banquillo. En Eibar todos se acordaron de Rochina. Ahora todo se centra en el triunfo ante el Getafe, ganar una semana más, y quién sabe lo que puede deparar el futuro. El presente, de momento, es este.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *