Lunes, 23 enero, 2017

La mala higiene bucal, la gran aliada de la halitosis

El mal aliento persistente produce en el paciente una limitación de la vida social, una reducción de las relaciones íntimas y un aumento de la ansiedad

El 60% de los casos de halitosis se debe a una mala higiene bucal | Foto: publimetro.pe
Sarai Bausán García | @Sarai_Bausan


image_print

Te levantas por la mañana y es lo primero que percibes.  La misma escena acaba repitiéndose día a día: un olor nauseabundo se apropia de tu boca hasta provocarte la necesidad de huir despavorido hacia tu cepillo de dientes.

Y es que la halitosis es una patología que afecta cada vez a un mayor número de personas. Una enfermedad que se ve incrementada por el ritmo acelerado que lleva la sociedad en la actualidad, donde el tiempo destinado a la higiene bucal va disminuyendo conforme aumenta los quehaceres cotidianos.

Según muestra el doctor Jonas Nunes, director del Instituto del Aliento, el 60% de los casos de halitosis vienen producidos por un mal hábito de limpieza bucal. “La causa principal de la aparición de halitosis todavía a día de hoy es la mala higiene. Se trata de una mala higiene caracterizada por no limpiar adecuadamente la lengua o por tener placa bacteriana”, recalca al respecto el experto en esta patología.

En estos casos, el tratamiento es sencillo. Incluyendo un cuidado intensivo de la higiene bucal se acabaron los problemas. Pero no es tan fácil de erradicar para todos los afectados, pues una gran porción de los pacientes padecen halitosis patológica o crónica, lo que produce su persistencia y difícil disolución.

“Una persona cuando tiene mal aliento no busca en primer lugar a un experto sino que primero cuida su higiene o compra enjuagues para ver si funcionan y si ya eso no sirve para nada entonces vienen a nuestra consulta”, recalca al respecto el director del Instituto del Aliento.

Porque se ha extendido en la ciudadanía la sensación de que utilizando un buen enjuague bucal el mal aliento se convertirá en cosa del pasado, pero no. Según indica Jonas Nunes, cuando las causas que provocan la halitosis no tienen nada que ver con la higiene bucal sino que se debe a diversos factores saludables, el tratamiento debe ser más especializado. “Es como si para quitar un mal olor en la cocina te pones a limpiar las paredes del salón. No tiene sentido y no sirve para nada. Pues lo mismo sucede con la halitosis”, explica el experto.

Lo que podría parecer un mero hecho casual y cotidiano puede provocar en quien lo padece unos acuciados problemas sociales. Así lo muestra Nunes: “Este mal olor puede tener un gran impacto en la calidad de vida de quien lo sufre porque la sociedad penaliza bastante su circunstancia tanto en las relaciones afectivas como en las laborales”. Junto a esto indica: “El Instituto del Aliento ha podido demostrar que la halitosis limita la vida social, aumenta la ansiedad, interfiere en las relaciones íntimas y disminuye la felicidad global de quien lo padece”.

Para poder atajar este problema que no solo puede producirse en el aire espirado por la boca sino también en el expulsado por la nariz, lo primero que debe hacerse es descubrir su causante. Porque, según expresa el experto, no existe un único tipo de halitosis, sino que por cada problema biológico que pueda haber producido este mal olor puede haber un tratamiento distinto. “El tratamiento para los 80 mecanismos patológicos que pueden hacer que el ser humano tenga mal olor existen 80 tratamientos distintos”, recalca el doctor.

A pesar de que exista infinidad de causas, las patologías y condiciones clínicas se relacionan principalmente con problemas en el tuvo digestivo, en la boca, en el aparato respiratorio, en la nutrición o endiversos aspectos psicológicos.

Así que si la halitosis está empezando a hacer mella en tu día a día y no sabes como frenarla, no te preocupes. Con un tratamiento adecuado podrás decir adiós definitivamente a ese mal aliento que tanto te acompleja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *