Miércoles, 14 de Noviembre de 2018

            

La Junta pone en servicio el aparcamiento de Juncaril para fomentar el uso del metro

El aparcamiento disuasorio, que será gratuito en una primera fase, cuenta con 394 plazas, entre las que se reservan 10 plazas para personas con movilidad reducida

Visita institucional al nuevo parking | Gabinete
Gabinete


image_print

La Consejería de Fomento y Vivienda ha abierto el acceso libre al aparcamiento disuasorio de Juncaril, aledaño a la parada del metro de Granada en el municipio de Albolote, una vez finalizados los trabajos de acondicionamiento que comenzaron el pasado mes de mayo. Este aparcamiento, que tendrá el acceso gratuito en una primera fase, tiene por objeto animar a los ciudadanos a dejar el vehículo privado y hacer uso del metro en sus desplazamientos hacia la capital y diferentes sitios de interés del área metropolitana de Granada.

La delegada del Gobierno de la Junta en Granada, Sandra García, la alcaldesa de Albolote, Concepción Ramírez y el delegado territorial de Fomento y Vivienda en Granada, José Antonio Martín, han asistido a la apertura de estas instalaciones incluidas en el contrato de seguridad y vigilancia del metro de Granada. García ha asegurado que su puesta en marcha de esta nueva infraestructura “es un avance más en el modelo de transporte público y sostenible por el que trabajamos” y ha animado a los granadinos a utilizarla.

El aparcamiento disuasorio, que se construyó en el término municipal de Albolote con cargo a las obras del Metropolitano de Granada, cuenta con 394 plazas, entre las que se reservan 10 plazas para personas con movilidad reducida. Con una extensión aproximada de 7.600 metros cuadrados, se accede a través de un vial de 120 metros de longitud con aceras a ambos lados, carril bici y aparcamientos en batería. Estas instalaciones

La Consejería de Fomento y Vivienda, a través de su Agencia de Obra Pública, evaluará la utilización del aparcamiento por parte de ciudadanos de Albolote y los municipios de la zona norte del área metropolitana, que podrán dejar el vehículo privado para hacer uso del metro. En función de la demanda, la Junta de Andalucía se propone equipar el aparcamiento en una segunda fase para su explotación comercial, para lo que haría falta la instalación de barreras que permitan la gestión de acceso de vehículos, equipos de interfonía y máquinas expendedoras de billetes de metro.

El objetivo último del aparcamiento disuasorio es fomentar el uso del transporte público con una oferta combinada que premie mediante una tarifa reducida a aquellos usuarios del aparcamiento que, tras dejar su coche privado, utilizan el metro de Granada.

 


Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.