Miércoles, 29 Marzo, 2017

La Junta entrega los primeros alojamientos para universitarios en Almanjáyar

Sigue abierto el plazo para pedir nuevas plazas, que se pagan mediante alquiler bonificado a cambio de proyectos de transformación social

Pasillo del inmueble destinado a alquileres universitarios


image_print

La Consejería de Fomento y Vivienda ha entregado este lunes los primeros alojamientos con alquiler bonificado para universitarios localizados en el Distrito Norte de la capital granadina, concretamente en el barrio de Almanjáyar.

Estos alojamientos forman parte de una nueva oferta residencial de 28 viviendas convertidas en 80 alojamientos para universitarios, profesores e investigadores, que abonarán un alquiler de 60 euros mensuales a cambio de comprometerse a desarrollar un proyecto de intervención social en la zona.

El delegado territorial de Fomento y Vivienda, Manuel Morales, ha destacado en el acto de entrega, en el que también ha estado presente el concejal de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Granada, Fernando Egea, “la vocación social” de la iniciativa, “que ha tenido una excelente acogida entre los colectivos vecinales del barrio, las asociaciones gitanas y contra la violencia de género que a partir de ahora podrán contar con la colaboración del colectivo universitario gracias a este proyecto”.

Morales ha explicado que estas residencias están integradas en el conjunto de 200 viviendas del Distrito Norte que la Consejería de Fomento y Vivienda, dada la falta de demanda para la compraventa de inmuebles, ha ofertado mediante alquiler asequible, destinando 80 de ellas a universitarios con recursos limitados.

Así, la medida está dirigida de forma específica a estudiantes, licenciados o graduados, técnicos superiores, profesores o investigadores cuyos ingresos familiares no superen las 2,5 veces el Iprem (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples), lo que se traduce en unos 18.600 euros netos anuales.

Atendiendo a esos niveles económicos, las rentas que deberán afrontar los residentes en concepto de alquiler serán muy asequibles, 60 euros mensuales, a los que habrá que sumar los gastos de comunidad y de suministros.

Como contraprestación a este alquiler bonificado, los destinatarios de los alojamientos desarrollarán proyectos colectivos de intervención social en el barrio de Almanjáyar, acordes a los objetivos y fines de las políticas de intervención y rehabilitación integral que desarrolla la Junta en esta zona declarada área de especial intervención.

Estos alojamientos, denominados ’14 Abril’, se ubican en la calle Poetisa Anduna y estarán gestionados por la Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA).

Se distribuyen en un edificio de cuatro plantas, donde además de las viviendas, se encuentran espacios de servicios comunitarios como cocina, comedor y lavadero.

PLAZAS DE APARCAMIENTO Y TRASTEROS

El inmueble, cercano a las facultades de Magisterio y de Actividad Física y Ciencias del Deporte, ofrece asimismo 28 plazas de aparcamiento y otros tantos trasteros en planta semisótano.

La estancia de los residentes en los alojamientos será como mínimo de un curso académico completo, pudiéndose prorrogar anualmente previa solicitud del interesado.

En cualquier caso, y según informa la Consejería en una nota, esa estancia estará vinculada a la vigencia del proyecto de intervención social. El objetivo de la Consejería de Fomento y Vivienda es que cada año sean renovadas al menos el 30 por ciento de las plazas.

De acuerdo con esta convocatoria, el plazo de solicitud permanecerá abierto hasta que todos los alojamientos estén adjudicados.

Los impresos de solicitudes, que están disponibles en www.avrandalucia.es, en http://ve.ugr.es y en las oficinas del Servicio de Asistencia Estudiantil de la Universidad de Granada, deberán acompañarse de la matrícula universitaria del curso académico correspondiente al año en el que se realice el proyecto, los ingresos económicos familiares y el proyecto de intervención social en el Distrito Norte de Granada.

Todas las solicitudes presentadas serán baremadas y resueltas en un plazo de cinco días hábiles desde la recepción de las mismas.

En la baremación se tendrá en cuenta el interés y la repercusión social del proyecto social (hasta cinco puntos), la capacidad económica de la unidad familiar (hasta cinco puntos) y el expediente académico (hasta dos puntos).

En caso de que se agotaran las plazas, se creará una bolsa con las solicitudes no atendidas y que cumplan los requisitos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *