Jueves, 19 Octubre, 2017

            

La fiscal superior de Andalucía señala sobre el ‘caso Romanones’ que “el momento decisivo es el juicio”

Ana Tárrago afirma que el juicio "casi se ha retransmitido en directo" y "poco más" cree que puede decir tras lo comentado por el fiscal

Imagen del juicio al padre Román por supuestos abusos | Foto: Archivo GD
E.P.


image_print

La fiscal superior de Andalucía, Ana Tárrago, ha señalado este jueves en alusión al caso Romanones, en el que se ha juzgado al padre Román por supuestos abusos a un menor de su parroquia desde 2004 a 2007, que “el momento decisivo” de un proceso es “el juicio oral” sin querer entrar a valorar la decisión del fiscal de retirar su acusación inicial y pedir la libre absolución.

En el que ha sido su primer acto oficial como fiscal superior de Andalucía, Tárrago se ha pronunciado de este modo a preguntas de los periodistas sobre si cree que la decisión del Ministerio Público “puede no ser entendida por la población”, dado que inicialmente pedía nueve años de cárcel contra el sacerdote y posteriormente retiró la acusación al no considerar acreditados los abusos sexuales.

La fiscal superior ha rehusado entrar en detalles sobre un juicio que, según ha dicho, “casi se ha retransmitido en directo” y sobre el que “poco más” cree que puede decir tras lo comentado por el fiscal del caso “en audiencia pública y a los medios de comunicación”.

“El momento decisivo en un juicio es el juicio oral y –el fiscal– ha determinado la retirada de la acusación (…) no quiero decir ya más porque, insisto, se ha retransmitido casi en directo”, ha agregado.

La fiscal superior ha realizado estas declaraciones antes de la inaugurar en Granada junto al consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Fiscal, las ‘VIII Jornadas de Formación Conjunta de la Red de Fiscales de Medio Ambiente y Urbanismo y la Inspección de Ordenación del Territorio y Urbanismo de la Junta de Andalucía’.

Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Muy simple, la verdadera explicación debería ser: “el fiscal hizo muy mal el trabajo previo de investigación, y nunca debió haber un juicio”, y como bien dicen “mas vale tarde que nunca” se dio cuenta de que las acusaciones eran falsas.