Miércoles, 29 Marzo, 2017

La Escuela Internacional de Turismo Rural imparte el primer curso sobre trogloditismo

Francisco Tarifa ha explicado que el curso ha dado a conocer en detalle "el enorme patrimonio troglodítico que posee Granada

E.P.


image_print

La Escuela Internacional de Turismo Rural, Enturna, en Guadix (Granada), ha organizado esta semana el curso ‘Trogloditismo, retos y estrategias de futuro’, en el que se ha abordado la enorme potencialidad del producto de alojamientos turísticos en cuevas y las dificultades que plantea su promoción y comercialización.

En la jornada, celebrada el día 27 de noviembre, se han inscrito 35 alumnos, buena parte de ellos empresarios de la zona norte de Granada. La actividad formativa ha tenido continuidad, desde el mismo miércoles hasta este viernes, con un viaje de familiarización en el que han participado seis agencias de viaje receptivas de la provincia de Granada y de la Costa del Sol, cuyos responsables han podido conocer ‘in situ’ la oferta de este segmento.

El vicepresidente del Patronato Provincial de Turismo, Francisco Tarifa, ha explicado que el curso ha dado a conocer en detalle “el enorme patrimonio troglodítico que posee Granada, que además de las casas-cueva ofrece museos, cuevas naturales visitables, yacimientos arqueológicos y paleontológicos, bodegas, spa, centros de artesanía*”. Los ponentes han analizado la puesta en valor de estos recursos y la expansión de la oferta y la demanda de dicho producto turístico, que ha tenido lugar especialmente en los últimos quince años.

Especial atención ha recibido durante la jornada la estrategia de comunicación del concepto de casa-cueva y las dificultades de su comprensión y comercialización. “Los expertos”, ha señalado Tarifa, “han incidido en la necesidad de estudiar cómo percibe la gente el concepto de casa-cueva, ya que les cuesta mucho entenderlo y por eso no lo consumen.

Sin embargo, cuando vienen y lo conocen se convierten en clientes fieles”. Según han puesto de manifiesto las ponencias, el concepto de casa-cueva se asocia erróneamente con el de cueva natural y con las incomodidades que conllevaría pernoctar en ella.

“Por tanto, es necesario establecer una estrategia de comunicación global que nos permita transmitir fielmente que se trata de alojamientos con todas las comodidades que exige la vida moderna, pero con una singularidad y atractivo que los hace únicos”.

El curso se ha completado con la presentación de nuevos recursos turísticos en cueva surgidos en fechas recientes y con la propuesta de creación de diversos productos, como paquetes de varios días que, además de alojamiento, incluyan visitas paisajísticas, históricas, culturales, etnográficas y gastronómicas a otros establecimientos en cuevas.

En esta parte de la exposición participaron, además de los alumnos, responsables de seis agencias de viaje de la provincia de Granada y de la Costa del Sol, que comercializan el producto troglodítico. Una vez recibida la clase teórica, los agentes iniciaron un viaje de familiarización por la provincia que durante tres días les ha permitido conocer de primera mano la oferta existente.

Con el título ‘Granada bajo tierra’, el programa ha incluido visitas al Centro de Interpretación de las Cuevas de Guadix, a tiendas de artesanía en Purullena, una cata de vinos en la bodega Pago de Almaraes, alojamiento y comidas en varias cuevas, inspección del Centro de Interpretación Almagruz, senderismo por el valle del Río Alhama y cuevas medievales, baño árabe en las Cuevas Abuelo José, visita al Museo Trópolis y al Museo de las Cuevas del Sacromonte y espectáculo flamenco en una zambra del barrio.

 

El diputado de Turismo ha recordado que con este curso, “Enturna continúa su labor formativa, que le ha llevado a impartir una treintena de cursos en su primera año de vida, con casi 800 alumnos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *