Viernes, 18 Agosto, 2017

            

La empresa GEGSA, “en peligro” por una sanción de más de 105.000 euros por una inspección de trabajo en la Escuela de Flamenco

Son cinco las personas que, según el inspector de trabajo, estaban en una situación laboral irregular. El portavoz del equipo de gobierno, Baldomero Oliver, manifestó que se trata de “otra chapuza de la gestión del PP” y que tanto la escuela como GEGSA “corren peligro”

Baldomero Oliver comparece ante los medios | Foto: Archivo GD
Daniel Sánchez-Garrido | @Danisgr


image_print

El ayuntamiento de Granada ha recibido una notificación de sanción de 105.243 euros,  producto de una inspección de trabajo realizada en la Escuela de flamenco, gestionada por la empresa pública Granada Eventos Globales S.A. (GEGSA), según ha informado en rueda de prensa el portavoz del equipo de gobierno local, Baldomero Oliver, junto a la concejala de Cultura, María de Leyva.

Esta inspección, según ha explicado Oliver, se produjo “recién entrado al gobierno (el PSOE)”. El motivo de la sanción es “no haber dado de alta en la seguridad social a cinco trabajadores, que el PP tenía como falsos autónomos, según el inspector de trabajo, y que además ahora se le da de alta como personal indefinido a tiempo parcial en GEGSA”. La escuela lleva puesta en marcha desde 2010, gestionada por la empresa municipal desde 2011.

Baldomero Oliver ha confirmado que el ayuntamiento de Granada responderá a esta sanción: “Defenderemos los intereses del ayuntamiento, aunque el PP lo ha dejado muy complicado”. En caso de que el escrito de notificación siguiera adelante y se hiciera firme, “habrá que pagar la sanción” lo que provocará “un problema grave de viabilidad de la Escuela de Flamenco y GEGSA”.

En la inspección de trabajo, el encargado de realizarla ha determinado mediante los cuestionarios que hizo a los trabajadores que se estaba encubriendo una auténtica situación laboral con la condición de autónomo”. Baldomero detallaba en este sentido: “GEGSA tenía que haber dado de alta en la seguridad social a estos trabajadores en el momento de su contratación. Como no se hizo, ahora hay que pagar”.

Además, Oliver utilizó la ironía por el momento en el que se produce dicha inspección de trabajo: “Es una obra del anterior equipo de gobierno desde la propia creación de la escuela, que se encomienda su gestión a GEGSA. En esta vida resulta que hay casualidades, y todo esto salta cuando entra el nuevo equipo de gobierno al ayuntamiento de la ciudad.”

Tanto Oliver como de Leyva insistieron en la gravedad de la situación, que catalogaron como “dramática”. “GEGSA es una empresa pública, y si tiene que pagar esto, además de hacerse cargo de los contratos, vamos a entrar en pérdidas. O buscamos una solución a esta situación, creada por el PP, o está en peligro, evidentemente la escuela de flamenco, y también GEGSA.”

De Leyva, ante la preocupante situación, también quiso tranquilizar a todas las familias y alumnos y alumnas que están en esta escuela, asegurando que ya están trabajando en una solución: “Desde este equipo de gobierno queremos tranquilizar a la escuela de flamenco, que se mantiene viva. A lo largo de esta semana, se irán haciendo las matriculaciones. Queremos tranquilizar a las familias y alumnos y alumnas. Buscamos responsables y también soluciones para garantizar la supervivencia de la escuela de flamenco, pero con un nuevo modelo de gestión, con transparencia, sin malas prácticas”, finalizó la concejala de Cultural del consistorio granadino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *