Lunes, 20 Noviembre, 2017

            

La Diputación forma a mujeres en defensa personal y autoprotección

Durante 2016 se beneficiaron de este programa 104 mujeres de la provincia y se prevé que este año se doble este número

Imagen de archivo
Gabinete


image_print

La Diputación de Granada, en colaboración con los ayuntamientos de la provincia, desarrolla el Plan de Sensibilización y Prevención de la Violencia de Género con el fin de ayudar a las mujeres a identificar las características fundamentales de la violencia de género y cómo afrontarla. El programa pretende combatir la violencia de género a través de la prevención, por lo que la finalidad no es aprender a atacar sino a evitar una situación incómoda o peligrosa.

Este programa de Defensa Personal pretende minimizar los dos aspectos fundamentales en el ejercicio de la violencia de género; la fuerza física y el miedo que paraliza e inhibe a las mujeres, impidiéndoles llevar a cabo una acción lógica como huir o defenderse, según ha explicado la diputada de Igualdad y Juventud Irene Justo. Así, estos aprendizajes no tratan de fortalecer físicamente a las mujeres, sino ofrecer las nociones básicas necesarias para hacer frente a una situación de amenaza, aprovechando los puntos vulnerables y la fuerza del agresor. La información y técnicas proporcionadas son contundentes y seguras, con ejercicios sencillos que se recuerdan con facilidad y cuyo objetivo primordial es evitar la agresión y no recibir daños.

La diputada Irene Justo, ha señalado que el programa consta de una Primera Parte teórica de formación sobre la violencia de género; qué es, cómo se produce, cuáles son los tipos de malos tratos y las consecuencias en las víctimas y cómo prevenirla. La segunda parte práctica examina posiciones defensivas y de ataque, puntos vitales, pellizcos y presiones. Además, esta última parte contempla trabajos de defensa y actuación en casos concretos, defensa ante amenazas con armas, en espacios reducidos y defensa en el suelo y contra agarres.

Durante 2016 se beneficiaron de este programa 104 mujeres de la provincia y se prevé que este año se doble este número. Los objetivos son aumentar la autoestima de las mujeres, ayudarlas a descubrir sus capacidades para la autodefensa, prevenir y minimizar el impacto de las agresiones, así como proporcionar información y orientación sobre la violencia de género para erradicar mitos y estereotipos.

Además de trabajar sobre técnicas básicas de autoprotección y autocontrol, los talleres buscan mejorar la autoestima, valorar las situaciones y el riesgo y superar el bloqueo emocional. Tener una estrategia previa ante una posible agresión y conseguir la máxima eficacia en la aplicación de las técnicas de autoprotección entrenadas, son aspectos vitales que se deben trabajar para minimizar los daños en caso de sufrir una agresión.

El área de Igualdad de Diputación trabaja desde varios ámbitos para combatir y prevenir tanto las agresiones que se dan en el seno de las parejas, como las de carácter sexual que se producen fuera de este ámbito. Por ello, Irene Justo resalta la importancia de que las mujeres descubran sus capacidades psicológicas y físicas, practiquen, desarrollen y se sientan capaces de decir no cuando se sientan violentadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *